Vizcaya abandona el patrocinio de AC/DC por el caos en la venta

La Diputación regalará sus 70 pases tras la masiva "tomadura de pelo"

El absoluto fiasco registrado el pasado jueves en la venta de entradas para el concierto de AC/DC del 4 de abril próximo, que dejó a miles de aficionados sin poder obtener un pase, ha hecho reaccionar a las instituciones. La Diputación de Vizcaya, uno de los principales patrocinadores del evento, ha retirado su apoyo económico (80.000 euros en concepto del alquiler del pabellón del BEC donde tocará la banda) tras calificar de "tomadura de pelo" la gestión de la venta. Además, sorteará las 70 entradas que ha recibido, que se repartirán gratis.

Miles de aficionados se pasaron hasta 19 horas en la calle en distintas localidades vascas esperando que comenzase la venta de los algo más de 16.000 billetes. El fallo absoluto del sistema informático de emisión llevó a que en algunos de los locales habilitados, como El Corte Inglés, sólo se pudieran despachar seis entradas. La indignación se transformó en protesta y la Ertzaintza tuvo que intervenir en el interior de esos grandes almacenes de Bilbao, así como en la cercana FNAC.

La promotora del concierto sostiene que el fiasco no es su responsabilidad

El diputado general, José Luis Bilbao, quien se había implicado personalmente en la contratación del grupo -"era el concierto de mi vida"-, compareció públicamente ayer para arremeter con dureza contra los organizadores del recital, la empresa Last Tour International. Bilbao, quien reveló que ha debido soportar estos días "insultos y amenazas personales" por lo ocurrido, se mostró muy indignado con una promotora que ha "jugado con la ilusión" de miles de aficionados. "Se tenía que haber avisado a todas esas personas que guardaron cola de que no había entradas", sostuvo.

La Diputación pidió a Last Tour que reservase entre 4.000 y 5.000 entradas para su venta en las taquillas del BEC, pero la empresa se negó aduciendo que dispone de su propio sistema de venta.

El diputado general, declarado aficionado al rock, recalcó que "en solidaridad con toda esa gente a la que se tomó el pelo", ni él ni otros responsables forales acudirán al recital. Sobre el sorteo anunciado, aseguró que en breve se abrirá un espacio en la web foral (www.bizkaia.net) para que se inscriban los interesados, con su nombre, apellidos y el DNI.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El alcalde de Bilbao, Iñaki Azkuna, también anunció que las invitaciones destinadas al Ayuntamiento se distribuirán, aunque no será por un sorteo gratuito, sino una venta. "Todavía no hemos concretado cómo se hará", precisó un portavoz municipal. El primer edil, que no irá al BEC, criticó "el cachondeo" de las pocas entradas vendidas por la promotora internacional "fantástica y estupenda", ironizó, pero el consistorio no retirará su patrocinio, pues en ese caso "no hay concierto".

Los responsables de Last Tour International, que en principio eludieron cualquier comentario, hicieron público anoche un comunicado en que, sin responder a las críticas de Bilbao, aseguran que las entradas también se agotaron muy rápidamente en otros lugares. "Otra cosa en que en ciertos puntos de venta físicos dichos canales no funcionaran como es debido", se defiende, pero agrega que ello no es "responsabilidad directa" suya. Last Tour anuncia un estudio "pormenorizado" de "todos los errores" para que la próxima vez la venta sea "más fluida".

La promotora manifiesta "sentir mucho" las largas esperas para no obtener un billete, pero aduce que el aforo está limitado a 16.000 personas por el montaje de la gira.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS