El Peset estudia los beneficios de la cerveza en la leche materna

Si usted acaba de dar a luz en el hospital Peset de Valencia y le dan una caña de cerveza, no se asuste. Primero, porque es sin alcohol. Y segundo, porque se trata de un ensayo clínico para determinar cómo esta bebida puede potenciar las propiedades antioxidantes de la leche materna.

Cien mujeres participarán en este estudio que durará dos años y en el que se seguirá a los recién nacidos durante un mes. La idea consiste en determinar a través de distintos parámetros, como son medir la presencia de vitaminas C y E o marcadores que indican la presencia de residuos producidos por daño oxidativo a grasas y proteínas. "Pretendemos determinar si la cerveza modifica el metabolismo oxidativo de la madre y de su hijo", comentó ayer a este diario Pilar Codoñer, jefa de servicio de Pediatría del hospital Peset. La excesiva oxidación en el cuerpo se asocia con la aparición, a largo plazo, de enfermedades degenerativas como la arterioesclerosis, la osteoporosis, la degeneración macular (ceguera en población adulta) e incluso la diabetes.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 30 de octubre de 2008.

Debido a las excepcionales circunstancias, EL PAÍS está ofreciendo gratuitamente todos sus contenidos digitales. La información relativa al coronavirus seguirá en abierto mientras persista la gravedad de la crisis.

Decenas de periodistas trabajan sin descanso para llevarte la cobertura más rigurosa y cumplir con su misión de servicio público. Si quieres apoyar nuestro periodismo puedes hacerlo aquí por 1 euro el primer mes (a partir de junio 10 euros). Suscríbete a los hechos.

Suscríbete
Lo más visto en...Top 50