La presidenta pierde el debate

El PP tumba el pacto por la economía ofrecido por los socialistas

La Esperanza Aguirre que ayer salió a la tribuna del hemiciclo de la Asamblea de Madrid poco tenía que ver con la que acostumbra a llevar las riendas de las sesiones de control al Gobierno en los plenos de cada jueves. Bloqueada, distraída por los comentarios de la bancada rival y falta de argumentos fuera de los que ya había avanzado el día anterior, fue la gran perdedora del primer debate del estado de la región de la legislatura.

Aguirre se quedó sin argumentos cuando el PSM rechazó hablar de Zapatero

Más información

Era el día de las dos portavoces de la oposición, Inés Sabanés (IU) y Maru Menéndez (PSOE), en teoría novatas en este tipo de sesiones pero que supieron crecerse ante una presidenta que parecía no haber preparado su intervención, en la que sólo debía replicar a sus adversarias.

Aguirre, muy probablemente, se confió demasiado. Y apostó por mantener la estrategia que le ha funcionado: arremeter contra el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero para desarmar a los socialistas. Hasta ahora, la portavoz de este grupo entraba siempre al trapo y utilizaba sus turnos de palabra para defender al Ejecutivo central, siempre que Aguirre lo atacaba.

Esta vez, no. "He venido a cumplir con mi obligación, a plantear los problemas de los madrileños, la inacción de su Gobierno", anunció Menéndez. Y le advirtió a Aguirre de que no esperara que entrara en su "política de frivolidad y de antiguas batallitas".

Este cambio de táctica desarmó a la presidenta. Pronto se vio que no llevaba preparados más que argumentos sobre política nacional, que Menéndez ni había mencionado. La asignatura de Educación para la Ciudadanía, una obsesión para la portavoz socialista en el periodo de sesiones anterior, fue ayer la de Aguirre, que dedicó hasta 15 minutos para justificar su posición. Nadie le había preguntado.

En cambio, no aclaró cómo cumplirá su promesa de libre elección de médico y hospital, que se quedó en una resolución del PP en la que se insta al Gobierno regional a avanzar en ello.

Lo que sí planteó Menéndez fue "la plena disposición, con total sinceridad", de su grupo para hacer frente juntos a los problemas de la región. Y el PP, como el que oye llover. La portavoz ofreció un gran acuerdo en materia de economía y empleo, para hacer frente a la crisis, con 10 medidas, que luego planteó como resolución ante la Cámara. Pero la mayoría de los 67 diputados del PP tumbó sus intenciones.

No fue la única aportación de Menéndez, que ofreció, muy segura de sí misma, quizá demasiado acelerada al hablar, un discurso cuajado de propuestas. Como la extensión, ya desde los seis meses, de la enseñanza infantil, y gratuita. O un proyecto para que Alcalá de Henares se convierta en la capital mundial de la lengua española.

Pero Aguirre venía a discutir de otra cosa. O con otro. Porque tachó a los socialistas de no haber cambiado, pese a su congreso de hace dos semanas, y seguir "en el catastrofismo, en la fotografía en negro". Y zanjó: "Para eso era mejor Simancas", el anterior secretario general. Pero la instantánea que había mostrado Menéndez no era la de la situación de la región, sino que retrataba a la propia Aguirre.

También bordó su intervención la portavoz de IU, sobre todo la réplica. Sabanés comenzó su intervención con un discurso un poco enredado, pero que tuvo momentos brillantes, como cuando cuestionó el plan de austeridad de Aguirre. "Con él usted está reconociendo las acusaciones de haber nombrado excesivos cargos", le espetó. "Si dice que ahora van a ahorrar 10 millones de euros al año es porque usted se ha permitido el lujo de despilfarrar 50 millones".

O cuando le reprochó que, cada vez que hay problemas, el PP "propone un parque temático", en referencia al centro de convenciones que quiere edificar Aguirre y que comparó al fracasado proyecto del Gobierno regional en el Parque Warner.

El punto final lo puso otro novato. El portavoz del PP, David Pérez, sustituye a Antonio Beteta, ahora consejero de Economía y Hacienda, de quien tomó los recursos para un discurso centrado en Zapatero. Pero como suele suceder con las copias, se echó de menos al original.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0017, 17 de septiembre de 2008.

Lo más visto en...

Top 50