Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:Videojuegos

La lenta decadencia de los juegos para ordenador

Las ventas de videojuegos se multiplican cada año, pero sólo en el terreno de las consolas. El software diseñado específicamente para PC está estancado, según los datos de la Asociación Española de Distribuidores y Editores de Software de Entretenimiento (aDeSe). La plataforma que fuera hegemónica en el mundo de los videojuegos parece ahora especializada en juegos online y estratégicos (o, preferiblemente, los estratégicos online).

Pese a que ningún lanzamiento de PC tiene las ventas millonarias de los éxitos para Wii o XBox, se estima que hay seis millones de usuarios de un título como World of Warcraft. Históricamente, los grandes lanzamientos de juegos estratégicos se han limitado al ordenador, ya que las consolas carecían de una inteligencia artificial que las convirtiera en un rival digno. Sin embargo, en ambos territorios también va a entrar la consola. La mayoría de los próximos grandes lanzamientos incluyen la posibilidad de juego online. En cuanto a los estratégicos, la nueva entrega de la serie Civilization, el juego de conquista mundial por antonomasia, no tiene versión para PC. Su creador, Sid Meier, ha elogiado las posibilidades de las nuevas videoconsolas para su trabajo.

Otra noticia demoledora ha sido el anuncio de que varios de los populares simuladores deportivos de EA Sports no tendrán versión para ordenador en sus ediciones de 2009. Según dijo Peter Moore, presidente de EA, "el PC siempre es una experiencia a 50 centímetros de distancia. Y yo creo que la mejor forma de disfrutar de un juego deportivo es a tres metros".

En líneas generales, parece que el videojuego de PC es víctima de dos hechos: la piratería y la permanente exigencia de actualización, en contraste con las consolas especializadas que asumen automáticamente tareas con menor exigencia. Un PC estándar adquirido hace dos años tendrá serias dificultades para manejar los gráficos de un juego recién publicado; uno de hace tres, casi con seguridad no podrá con él, bien por tarjeta gráfica o de memoria. Además, en el caso de que los juegos sean online, existe la preocupación de los virus. Y no son pocos los usuarios que no quieren mezclar la máquina con que realizan su trabajo con el ocio.

En cambio, la consola es un aparato más barato y terminado, en el que sólo se añaden exigencias de memoria suplementaria cada varios años. Además, va sumando nuevas capacidades, como la navegación por Internet, sobre un sistema operativo ya instalado y estable.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 14 de julio de 2008