Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Iberia dibuja una situación dramática para las aerolíneas

El consejo de la empresa retira la oferta por Spanair

Un año "dramático" para las aerolíneas, por el precio del petróleo, la competencia y la desaceleración económica. El presidente de Iberia, Fernando Conte, habló de la difícil situación del sector en la junta de accionistas de ayer.

Para este año Iberia tiene cubierto el 48% del consumo a 83 dólares el barril, pero el director financiero, Enrique Dupuy, señaló el entorno de 110 y 120 dólares como el más probable para los próximos dos años. El coste del combustible supone ya el 30% de los gastos operativos, el doble que el de personal y el triple que el alquiler de aviones. Además, ese incremento "brutal" del combustible coincide por primera vez con una crisis económica global, de modo que habrá que ver "hasta dónde es capaz el mercado de aceptar" el incremento de precio para mantener la demanda, según Conte. No hay fecha para subir las tarifas, pero subirán.

Pero además de las cuitas del crudo, Iberia se enfrenta a una durísima competencia, no sólo por las compañías de bajo coste y el AVE, sino por el acuerdo de cielos abiertos entre la UE y EE UU.

A lo que ha dado carpetazo es a su oferta por Spanair. Ayer, en un consejo de administración celebrado tras la junta, se aprobó tirar la toalla. Iberia lo sustenta ante la CNMV en "los condicionantes de la operación y en las circunstancias en las que se desenvuelve". SAS, reiteró su intención de vender Spanair antes del segundo trimestre si hay una oferta interesante.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 30 de mayo de 2008