Siete muertos en accidentes laborales en una semana

Semana negra en el trabajo. Siete personas han muerto en el tajo esta semana. La última, ayer en Antequera (Málaga). Un trabajador de 58 años falleció ayer al derrumbarse el muro sobre el que trabajaba en un cortijo en obras.

El accidente se registró en la finca La Saucedilla, situada en la carretera del Romeral, en sentido hacia Málaga, según informaron fuentes del Centro de Coordinación de Emergencias 112 de la Junta de Andalucía.

Los efectivos de la Guardia Civil y del servicio de Emergencias Sanitarias 061 desplazados al lugar del suceso explicaron que el operario, cuya identidad fue precisada, estaba encima de un muro trabajando en la reforma del cortijo y, al desprenderse el muro, cayó.

Más información
Muere un trabajador en Cádiz tras caer de un andamio

El sindicato CC OO dio el jueves la voz de alarma sobre el trágico balance de accidentes laborales en el arranque del año. El primer trimestre de 2008 terminó con un incremento del 20% en el número de siniestros mortales en comparación con el mismo periodo de 2007. Mientras el pasado año comenzó con 38 fallecidos, este ejercicio arrancó con 47.

Por provincias, el mayor incremento se produjo en el mes de febrero, cuando en Cádiz se registraron cinco accidentes laborales mortales frente a la falta de siniestros del año anterior. En Jaén, durante el mes de enero se pasó de uno en 2007 a cinco en 2008; y en Huelva, en el mismo mes se registraron este años tres accidentes mortales frente a un único accidente el pasado año.

Con el accidente de ayer, en los cinco días que llevamos de mes de abril ya se han superado los registros del mismo mes del pasado ejercicio.

Herido un trapecista

Otro trabajador resultó ayer herido grave en un accidente ocurrido en el recinto de la Feria de Abril. Un trapecista que se encontraba actuando en el circo Mundial cayó de una altura de 12 metros mientras actuaba. Fue trasladado de urgencia a la clínica Sagrado Corazón.

En Jaén, un hombre de 40 años también resultó herido grave tras precipitarse de un andamio cuando trabajaba en el interior de una casa ubicada en la calle Francisco Molina Maldonado de la pedanía marteña de Las Casillas (Jaén), según informaron los servicios de emergencia.

El andamio en el que trabajaba el herido, que es de nacionalidad rumana, era pequeño, si bien, una vez en el suelo, al hombre le cayó encima una tapia, lo que le provocó un traumatismo torácico.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS