ELECCIONES 2008 | Los programas

El PP mantendrá las nucleares y plantea alargar su vida útil

Los socialistas prometen cerrar todas las plantas cuando tengan 40 años

La energía nuclear es fuente de grandes debates y polémicas políticas en Europa entre la derecha y la izquierda. En España, con los dos grandes partidos concentrados en otros asuntos, ha tenido menor intensidad. Pero de la comparación de los programas de PP y PSOE se deduce que las posiciones también aquí son antagónicas. Los socialistas han prometido en su texto básico que cerrarán todas las nucleares "al final de su vida útil", que es de 40 años.

Más información

Los populares, cuyo programa aún no es público, señalan en el apartado energético, al que ha tenido acceso EL PAÍS, lo siguiente: "Impulsaremos un consenso con las principales fuerzas sociales y políticas que incluya, en relación a la energía nuclear: mantener los emplazamientos actuales y gestionar la vida útil de las centrales existentes en línea con las tendencias internacionales y con el asesoramiento del Consejo de Seguridad Nuclear. Intensificar los recursos y el esfuerzo investigador para la completa reutilización de los residuos".

Esta redacción, pese a su ambigüedad, no implica construir más centrales, pero sí supone una apuesta por la energía nuclear. No tan nítida como la del francés Nicolás Sarkozy, el ejemplo en el que se ha inspirado el PP para otras cuestiones, pero sí evidente. Gestionar la vida útil de las centrales "en línea con las tendencias internacionales" es otra manera de decir ampliar la vida útil, porque por ahí van los países con más energía nuclear.

Hace sólo dos meses, el Consejo de Seguridad Nuclear organizó un encuentro en Madrid y allí el presidente de la Comisión Reguladora de la Energía Nuclear de EE UU, Dale Klein, afirmó que es seguro alargar la vida de las centrales nucleares "20 años más allá de los 40 para las que fueron diseñadas e incluso otros 20 más". En la misma línea están los máximos responsables en Francia y otros países, como Reino Unido.

Fue un Gobierno del PP, sin embargo, el que cerró en 2002 Zorita. El PSOE ha prometido cerrar Garoña, la única que cumple su vida útil en la próxima legislatura (2009). El programa sobre energía del PP, que contiene 49 medidas de las miles que componen el texto completo, asegura que dará "un papel central a las energías renovables". De hecho, Juan Costa, su coordinador, es un apasionado del debate sobre el cambio climático y gran defensor de las medidas para combatirlo. Pero Manuel Pizarro, ex presidente de Endesa y número dos por Madrid, se ha pronunciado en contra de subvencionar "las energías más caras", esto es las renovables.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción