Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los padres que querían adoptar en el Congo tiran la toalla

La mayoría de las seis familias que aún esperaban completar el proceso de adopción en la República del Congo que iniciaron en verano de 2006 han decidido emprender los trámites para una nueva adopción en otro país de África, ya que muchos de ellos "han perdido la esperanza", según David Parcerisa, uno de los padres en proceso de adopción.

Parcerisa lamentó que el Departamento de Acción Social y Ciudadanía de la Generalitat no haya ofrecido "algún tipo de ayuda o apoyo" para los nuevos procesos y que "no haya hecho nada para acelerar" las adopciones, teniendo en cuenta la particularidad de los casos.

El proceso de adopción se paralizó cuando el país africano anunció la suspensión de las adopciones internacionales a raíz del escándalo provocado por el presunto intento de secuestro de 103 menores en Chad por la ONG francesa El Arca de Zoé.

Parcerisa afirmó que la posibilidad de reabrir las adopciones en la República del Congo no llegará "como mínimo hasta dentro de dos años o más". "Hacen falta gestiones diplomáticas muy importantes y sólo somos seis familias", puntualizó, convencido de que el suceso con la ONG francesa en Chad podría haber servido como "pretexto" para que las administraciones congoleñas paralizasen los procesos de adopción.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 21 de enero de 2008