Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Laietana modera su expansión tras convertirse en caja mediana

La entidad de Mataró invierte 40 millones en su nueva sede

Caixa Laietana estrenará oficialmente mañana, tras un largo traslado por etapas que ha durado meses, su nueva sede fuera del centro de Mataró, en la que ha invertido 40 millones de euros. Pero la entidad financiera que preside Jaume Boter de Palau ha decidido no vender su histórica sede, que destinará a las actividades de Obra Social, pese a las ofertas recibidas, cercanas a los 25 millones. La inauguración, que coincide con los 145 años de la caja, se produce en un momento de "necesario freno y consolidación", tras una etapa de acelerado crecimiento que en menos de un lustro la ha situado en el sexto lugar en la clasificación de 10 cajas de ahorros de Cataluña. En poco tiempo, ha desbancado en tamaño a Caixa Girona y Caixa Tarragona.

"Hemos ido muy deprisa, nos ha ido muy bien y ahora decimos: frenemos, porque para poder dar servicio adecuadamente en todos los puntos de la red, debemos adaptar nuestra estructura propia de una entidad pequeña a la de la entidad mediana en la que nos queremos consolidar", explica Josep Ibern, director general adjunto de Caixa Laietana y considerado el principal delfín futuro para el primer cargo ejecutivo. No es el único problema. La caja admite dificultades para encontrar personal.

La entidad que dirige Pere Antoni Dòria -que a 31 de octubre administraba unos recursos de 7.991,29 millones de euros y que cuenta con 272 oficinas repartidas entre Cataluña, la mayoría, y las 28 de Madrid- abrió en 2007 ocho nuevas sucursales. El ritmo de una expansión en forma de mancha de aceite baja. Las aperturas de oficinas se movían entre las 14 y las 15 en los últimos años, aunque las aperturas en 2006 ya bajaron a 11.

Pero el crecimiento no sólo se atempera por razones internas. El contexto no ayuda. Caixa Laietana informará mañana de los resultados del ejercicio, que, pese a incrementarse, reflejarán que el grifo de los créditos ya no está abierto a tope. La inversión crediticia, sustentada en más del 90% en los créditos hipotecarios, ha seguido creciendo, pero lejos de los niveles de los últimos años, superiores al 25%. Hasta octubre, los datos apuntaron a un incremento del 14,1%, hasta los 7.262 millones.

El beneficio neto de la entidad financiera subirá pero también de forma mucho más moderada de lo que lo hizo el ejercicio precedente. En 2006, se había disparado el 46%, hasta los 35,2 millones. Pese a todo, hasta octubre, pudo sacar pecho con unas ganancias el 15% más elevadas que en octubre del año anterior, hasta los 26.574 millones.

Laietana, que ya dispone de una empresa de seguros de vida, tiene previsto lanzar su propia empresa de seguros generales, como pólizas de hogar y para comercios.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 8 de enero de 2008