Condena de prisión para la dueña de un pub por ruidos

La Audiencia Provincial de Almería ha condenado a dos años y tres meses de prisión a la propietaria de un café-pub de Huércal de Almería por exceder en hasta 17,5 decibelios el máximo permitido por la ley, lo que causó trastornos en la salud de una pareja que residía en una vivienda ubicada sobre el local.

La sentencia considera a la mujer autora de un delito medioambiental por el que le impone también el pago de una indemnización de 6.000 euros a los perjudicados. Las molestias por el nivel "excesivo" de ruido desde mayo de 2004 a enero de 2005, cuando la Policía Local precintó el pub, le provocó a los moradores de la vivienda insomnio, cefaleas, astenia, ansiedad y disminución de la libido.

La acusada tenía licencia de apertura para una pastelería, pero tras cambiarle el nombre lo reconvirtió en café-pub con música ambiental y apertura hasta las 3.00. El local carecía de insonorización.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS