_
_
_
_

Una mujer muere de asma en Cercedilla cerca del ambulatorio

Una UVI móvil tardó al menos media hora en llegar a la casa de la paciente

Álvaro Corcuera

María Jesús, una vecina de Cercedilla (6.800 habitantes, gobernado por el PSOE), de 52 años, murió el 6 de octubre de madrugada a tan sólo 400 metros del centro de salud del pueblo por un ataque de asma. Según sus vecinos, la fallecida no recibió la asistencia sanitaria a tiempo. "Pasaron unos 40 minutos hasta que llegó la ambulancia", critican. La vivienda de la fallecida equidista de la comisaría de la policía local y del ambulatorio. Pero mientras que dos agentes emplearon cinco minutos en llegar, el médico de guardia tardó 13. El motivo, dicen vecinos y responsables políticos del pueblo, es el "protocolo". La médica no salió hasta que no recibió la orden directa del 112. El director del centro no habló con este periódico porque se lo prohibió la Consejería de Sanidad.

Sólo hay un médico de urgencia para 14.000 habitantes de tres pueblos
Los vecinos reúnen 1.700 firmas para pedir ambulancias y más doctores

Los vecinos se han movilizado. Sólo hay un médico de urgencias para Cercedilla, Los Molinos y Navacerrada por las tardes y noches. Tampoco hay ambulancia. Por ello y por la muerte de esta mujer han logrado en estas semanas 1.735 firmas en los tres municipios, con una población conjunta de 13.608 habitantes. Las entregarán hoy en la Consejería de Sanidad.

Victoria Arias, concejal de Sanidad de Cercedilla, pone el acento en la falta de personal y de medios: "Nos falta un médico de urgencia, tanto en medicina general como en pediatría. Y también una ambulancia". Ni Arias ni los vecinos entienden que "el centro se quede vacío cuando el médico sale". José María Rubio, concejal de Seguridad, dice: "¿Y si hay dos accidentes a la vez?".

"Empecé a hacerle el boca a boca y a intentar reanimarla. Un vecino había llamado al 112 y nosotros también lo hicimos. Pero no venía nadie. Tardaron mucho", asegura muy afectado uno de los dos agentes que se presentaron en la casa de María Jesús. Sin embargo, el tiempo de respuesta fue el "adecuado", según un portavoz del Servicio Madrileño de Salud (Sermas). "La primera asistencia llegó en 13 minutos". Pero la UVI móvil tardó bastante más, 40 minutos según la policía y 27 según el Sermas. En lo único que coinciden es en que la ambulancia viajó desde El Escorial, a 20 kilómetros. Para la mujer fue una distancia insalvable. Murió a las 2.25, veinte minutos después de que llegase la ambulancia y tras casi una hora de agonía."Escuché los gritos de la niña y salí a ver qué pasaba", explica Felisa Domingo, una vecina. Ella y otros vecinos se encontraron a María Jesús, que vivía con su hija de 13 años y su hijo de 15, en su casa ahogándose de asma. Este periódico intentó hablar con la familia de la fallecida hace unas semanas. No quisieron. Los vecinos explican que no han querido implicarse en la protesta vecinal. "Sólo sabemos que el padre se ha mudado a la casa para estar con sus hijos", dicen. "Pero no han querido implicarse con las firmas", cuentan.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

"Hay mucha preocupación. Los médicos son muy buenos, pero hay pocos", dice Felipe López, vecino del pueblo. El Sermas confirma que en las horas de guardia sólo hay un médico. Son dos los sábados y domingos durante el día. Tampoco convence que las ambulancias tengan que viajar desde El Escorial (a 20 kilómetros), Colmenar (a 32) o Las Rozas (a 40).

Pepe Cabanillas, responsable de salud de la Federación de Vecinos, cree que la consejería de Sanidad "se ha gastado mucho en edificios cuando hacen falta profesionales". En Cercedilla la gente está preocupada. Sus reivindicaciones, además, vienen de toda la vida. "No puede ser que se muera alguien por un asma porque los médicos llegan tarde", lamenta Felisa, vecina de María Jesús.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Sobre la firma

Álvaro Corcuera
En EL PAÍS desde 2004. Hoy, jefe de sección de Deportes. Anteriormente en Última Hora, El País Semanal, Madrid y Cataluña. Licenciado en Periodismo por la Universitat Ramon Llull y Máster de Periodismo de la Escuela UAM / EL PAÍS, donde es profesor desde 2020. Dirigió 'The Resurrection Club', corto nominado al Premio Goya en 2017.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_