Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los consejeros de ERC e ICV irán a la manifestación por las infraestructuras

Duran achaca al PSOE más culpa que al PP en el déficit de inversiones

Los dos consejeros de Esquerra Republicana (Josep Lluís Carod y Joan Puigcercós) y los dos de Iniciativa Verds (Joan Saura y Francesc Baltasar) acudirán este sábado por la tarde -salvo problemas de agenda de última hora- a la manifestación convocada por la Plataforma pel Dret a Decidir, bajo el lema queremos decidir sobre nuestras infraestructuras.

Pese a la evidente división en el seno del Gobierno catalán sobre este asunto y las responsabilidades políticas derivadas por el caos de infraestructuras, ayer ambas formaciones se apresuraron a desmentir cualquier problema de cohesión interna en el tripartito. "La manifestación defiende un modelo político y eso no tiene nada que ver con el acuerdo de Gobierno", se defendió el portavoz republicano Joan Ridao. Pero al tiempo, tanto Esquerra como Iniciativa-EUiA reclamaron a los socialistas que secunden la protesta contra una ministra que "se burla de Cataluña", en palabras del coordinador de Esquerra Unida, Jordi Miralles. También Convergència i Unió (CiU) hizo llamamientos en el mismo sentido y apeló al Partit del Socialistes (PSC) a primar los intereses de Cataluña por encima de los del PSOE.

La unidad del tripartito catalán se evidenció, no obstante, en sus unánimes críticas a los nacionalistas de Artur Mas, a los que responsabilizaron del histórico déficit en infraestructuras por parte del Estado que, a su juicio, ha sufrido Cataluña. De este modo, Miralles anunció que ICV-EUiA concurrirá con una pancarta propia para "no compartirla con aquellos que son responsables de la falta de inversiones en transporte ferroviario en Cataluña". "Los de CiU son corresponsables de la degradación de Cercanías", abundó el diputado ecosocialista Joan Herrera.

También el presidente de la Generalitat, José Montilla, reprochó al líder de CiU que se manifieste ahora, "cuando está en la oposición", y no lo hiciera durante la transición "a favor de la recuperación de las libertades democráticas". "Yo no descubrí la necesidad de luchar por una sociedad más justa y por el autogobierno de Cataluña hace cuatro días, sino cuando era más jovencito", declaró en una entrevista en Catalunya Ràdio.

Montilla justificó la ausencia del PSC este sábado porque, denunció, la concentración "tiene motivaciones políticas que van más allá de las infraestructuras". "No es el momento de manifestarse, sino de trabajar. No es en la calle en donde hay que exigir las infraestructuras que Cataluña no se merece", abundó. El presidente consideró "legítima" la asistencia de sus socios de Ejecutivo: Esquerra Republicana e Iniciativa Verds.

Convergència i Unió evitó hurgar en la división del tripartito y adoptó una posición más pacificadora. Incluso Artur Mas apeló a Esquerra e Iniciativa a no buscar "pelea" con CiU porque, comentó, "la manifestación ha de ser un éxito".

El democristiano Josep Antoni Duran Lleida, que ayer fue proclamado por la Ejecutiva de la federación nacionalista cabeza de lista en las generales, achacó a los socialistas la mayor parte de culpa en el déficit de infraestructuras. "Es el que ha gobernado más años en España", señaló en conferencia de prensa, acompañado por Mas. Duran rechazó que CiU tenga alguna responsabilidad y recordó que las obras que se ejecutan en Cataluña (AVE y Terminal Sur) son fruto de su capacidad de influencia en la política española.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 27 de noviembre de 2007