Una urbanización arrasa más de 1.000 robles en Miraflores

Las obras son legales y no se pueden parar, según el Ayuntamiento

Las obras para urbanizar el Tomillar, en Miraflores de la Sierra, municipio situado al este de la región, han arrasado en los últimos cinco días más de 1.000 robles de pequeño porte, según Ecologistas en Acción. En la parcela de 38.452 metros cuadrados está previsto edificar 98 casas en parcelas de 200 metros cuadrados. La plataforma vecinal SOS Miraflores denunció el proyecto ante la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) por carecer de plan parcial y por inestabilidad geológica del terreno. También pedían su protección porque está en una zona de transición del Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN) del futuro Parque Nacional del Guadarrama, con un 30% de árboles.

El alcalde de Miraflores, Pablo Altozano (PP), asegura que el Ayuntamiento no puede parar las obras. "Hasta donde sabemos, las actuaciones de la empresa han sido legales", señaló. El equipo de Gobierno ha pedido unos informes a los técnicos y a la secretaría municipal que estarán listos la semana que viene, según el alcalde. Altozano recordó que el proyecto procede de un convenio firmado en 1997, antes de su llegada al Ayuntamiento. Según las normas subsidiarias que rigen el urbanismo del municipio, la parcela está calificada como suelo urbano no consolidado. La plataforma SOS Miraflores alerta de que la inestabilidad geológica del terreno puede poner en peligro edificaciones cercanas.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

Esther Sánchez

Forma parte del equipo de Clima y Medio Ambiente y con anterioridad del suplemento Tierra. Está especializada en biodiversidad con especial preocupación por los conflictos que afectan a la naturaleza y al desarrollo sostenible. Es licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense y ha ejercido gran parte de su carrera profesional en EL PAÍS.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS