Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

3.000 plazas de profesores saldrán a oposición hasta 2011

El sistema educativo vasco va a vivir un frenesí de Ofertas Públicas de Empleo (OPE) hasta el año 2011. Algo desconocido en los últimos años, en los que las oposiciones han brillado por su ausencia. La tendencia se rompió en 2003, cuando el Departamento de Educación convocó la primera OPE desde 1994. Esa ausencia de oposiciones han provocado que crezca de manera imparable la interinidad y la provisionalidad entre el profesorado. El acuerdo de condiciones laborales para el periodo 2007-2009 suscrito en junio entre la consejería y Comisiones Obreras (sindicato mayoritario entre los docentes) va a permitir terminar con la sequía de OPEs. El Consejo de Gobierno refrendó ayer ese acuerdo y recordó que las sucesivas convocatorias anuales de oposiciones sacarán un mínimo de 3.000 plazas.

La ausencia de oposiciones provoca la interinidad y la provisionalidad

El acuerdo sólo cuenta con la firma de Comisiones. El resto de sindicatos se descolgó y mantiene una férrea oposición a ese pacto, ya que entiende que no va a resolver los problemas que aquejan al sistema. Las negociaciones para cerrar el acuerdo se remontan a hace dos años y desde entonces la conflictividad se ha convertido en la tónica dominante. Los sindicatos se opusieron a las propuestas del departamento por considerarlas insuficientes y ahí se mantienen.

La primera consecuencia del acuerdo fue la convocatoria de una OPE a finales del pasado curso con 1.000 plazas para maestros de Primaria. La siguiente oposición se celebrará en el próximo mes de junio y ya hay comprometidas 614 plazas para profesores de Secundaria. El objetivo es reducir la interinidad al 8% antes de que finalice 2009, una meta complicada dado que en la actualidad ese índice es del 32% en Secundaria y del 28% en Primaria.

Junto a las oposiciones, el acuerdo establece una ratio de 1,5 profesores en aulas de niños de dos años y 250 docentes de refuerzo lingüístico para alumnado inmigrante. Además, 2.155 interinos tendrán el derecho a fijación en el centro. Es decir, que todo aquel interino que logre un puesto en un centro podrá seguir al año siguiente en él, siempre y cuando un funcionario de carrera no opte al mismo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 24 de octubre de 2007