Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La gota fría deja lluvias importantes en Castellón y en La Marina Alta

Calles cortadas y clases suspendidas en varios pueblos del norte de Alicante

Más lluvia, estamos en otoño. La entrada de una masa de aire helado procedente del centro de Europa que el martes originó una gota fría sobre el Mediterráneo llegó ayer a la Comunidad Valenciana en forma de intensos e intermitentes aguaceros, esencialmente en Castellón. En Alicante también llovió en casi todas las comarcas, especialmente en el norte, donde algunas calles de Dénia se cortaron por unas horas y en La Xara el Ayuntamiento se vio obligado a suspender las clases. La inestabilidad meteorológica se prolongará hasta esta noche. La alerta sigue activada.

La tormenta registrada ayer en Castellón provocó, principalmente, problemas de tráfico que los propios conductores hubieron de resolver en la mayoría de los casos. Las zonas más afectadas fueron las de acceso a la ciudad por el sur. Así, tanto la rotonda de la avenida de Almassora como la rotonda de acceso a la ronda este desde el peaje de la autopista AP-7 y la autovía de La Plana quedaron totalmente anegadas a media tarde. Fueron los propios conductores los que, entre unos y otros y hasta ayudados con cables para desbloquear vehículos atrapados en los grandes charcos, hubieron de solventar el colapso de tráfico. Otras de las zonas de la capital de La Plana que también se vieron colapsadas fueron las calles de los barrios de Roquetes, Lourdes y San Lorenzo, así como la confluencia de la avenida de Hermanos Bou con la ronda este. En el resto de la provincia, Morella, en la comarca de Els Ports, fue el municipio en el que se registró mayor cantidad de agua, con algo más de 47 litros por metro cuadrado. En Catí se recogieron 46,4 litros por metro cuadrado, 44 en Traiguera y cerca de 40 en Xert y La Pobla de Benifassà. En el litoral, Alcalà de Xivert fue la localidad en la que se registró mayor cantidad, con 34,6 litros por metro cuadrado. En Valencia la lluvia fue persistente a partir de media tarde y en Alicante capital se recogieron 8,2 litros. Dénia sufrió durante un par de horas cortes de varias calzadas en el casco urbano, pero los viales se reabrieron al tráfico por la tarde. La tromba de agua obligó a suspender las clases en el colegio público de la localidad de La Xara. Los alumnos y profesores del centro que recibían las clases en barracones fueron evacuados al quedar anegados por el agua y el resto de instalaciones con goteras. En Santa Pola hubo problemas de tráfico debido a las intensas lluvias de anoche. Según el Centro Meteorológico, a partir de la medianoche podían llegar a caer hasta 180 litros por metro cuadrado en el litoral.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 12 de octubre de 2007