Entrevista:JULIÁN CUBERO | Economista jefe del Servicio de Estudios del BBVA | El fin del 'boom' inmobiliario

"Estamos en un proceso de ajuste gradual del mercado"

Julián Cubero es economista jefe del Servicio de Estudios del BBVA. El sector inmobiliario español es una de las áreas de su competencia. En el último informe publicado por su equipo, en el pasado mes de enero, se preveía un enfriamiento de la demanda y un "ajuste muy gradual" del mercado.

Pregunta. ¿La caída del valor bursátil de empresas del sector inmobiliario cambia la perspectiva o se mantiene la previsión de un ajuste gradual?

Respuesta. La información que hemos ido recibiendo en los últimos meses de la evolución de la economía en su conjunto, y del sector inmobiliario en particular, reafirma nuestra opinión de que estamos en un proceso de ajuste gradual. Gradual quiere decir que hay una combinación virtuosa de los factores principales, los precios, la demanda, y la actividad constructora. Los precios están decelerando. La demanda también se frena. La actividad parece estar empezando a frenarse.

P. ¿La caída en Bolsa puede ser el detonante de un frenazo más brusco del sector?

R. Creo que no. La caída de Bolsa no está originada por un cambio de las perspectivas económicas y no incide en los hogares. La gente invierte y gasta en función de su renta permanente, por lo que uno gana y espera ganar en el futuro. Hay un cierto componente de Bolsa en la riqueza de los hogares, pero es marginal. Economía y empleo van bien, y esto constituye un sólido soporte para la renta disponible.

P. ¿Y los inversores puros y duros?

R. Es cierto que hay demandantes de viviendas que pueden verse más afectados. Puede haber inversores que se planteen si entrar o no en España. Pero consideramos limitado su potencial impacto sobre el crecimiento español.

P. Se iniciaron unas 900.000 viviendas el último año. Ustedes creen que este año el mercado se situará en las 750.000. ¿Es ése el punto de equilibrio? ¿Cuál es la demanda real de la sociedad?

R. La evolución del sector ha sido espectacular en los últimos años, por razones estructurales y cíclicas. Las cíclicas, como los tipos de interés, están ahora frenando la demanda. Por otro lado, hay elementos estructurales muy relevantes que harán de soporte. Creemos que entre 2007 y 2011 se formarán unos 600.000-650.000 nuevos hogares cada año. Pero la formación de nuevos hogares no es sinónimo de demanda de vivienda. Uno se casa y compra un piso si tiene empleo. Entonces, 750.000 podría ser una cifra alta para lo que es el promedio de varios años.

P. ¿Qué consecuencias va a tener la desaceleración?

R. Sin duda se va a generar menos empleo. Ahora, eso no es una bolsa de parados que se quedan allí. Hay movilidad sectorial. Tenemos otros factores que pueden compensar.

P. ¿La inversión en infraestructuras?

R. Por supuesto. La situación de las finanzas públicas lo permite. Y no hay que olvidar que la buena dinámica de la zona euro es una sólida compensación.

Julíán Cubero.
Julíán Cubero.

Sobre la firma

Andrea Rizzi

Corresponsal de asuntos globales de EL PAÍS y autor de una columna dedicada a cuestiones europeas que se publica los sábados. Anteriormente fue redactor jefe de Internacional y subdirector de Opinión del diario. Es licenciado en Derecho (La Sapienza, Roma) máster en Periodismo (UAM/EL PAÍS, Madrid) y en Derecho de la UE (IEE/ULB, Bruselas).

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS