Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El nuevo PGOU de La Romana no garantiza el suministro de agua

El nuevo Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de La Romana no tiene justificada la disponibilidad de recursos hídricos y, además, fue aprobado sin la publicación de la Declaración de Impacto Ambiental (DIA), según denuncia el colectivo Acció Ecologista-Agró. El planeamiento prevé la construcción de 2.000 nuevas viviendas, extremo que multiplicará por cuatro su actual censo -2.200 habitantes-.

Los ecologistas sostienen que la Comisión Territorial de Urbanismo ha incumplido uno de los condicionantes de la declaración de impacto ambiental al aprobar el nuevo planeamiento sin el informe favorable de la Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ) sobre la disponibilidad de recursos hídricos para abastecer la futura población "y sobreexpootando aún más el ya esquilmado acuífero de Quibas".

Según el grupo conservacionista, la dirección general de Gestión del Medio Natural de la Consejería de Territorio y Vivienda aprobó el 3 de mayo de 2005 la Declaración de Impacto Ambiental del PGOU, "a pesar de la obligación legal de hacerlo", precisa una nota de los ecologistas. La Consejería de Territorio y Vivienda no ha contestado al requerimiento de este periódico sobre afirmación de Acció Ecologista-Agró.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 27 de abril de 2007