Cinco soldados de EE UU y cuatro de Reino Unido mueren en Irak en distintos ataques

Dos periodistas pierden la vida en un atentado contra el canal suní de televisión

Los ataques de la insurgencia iraquí asestaron el jueves un duro golpe a las tropas ocupantes. El Ejército norteamericano reconoció la muerte de cinco soldados y que otros cuatro resultaron heridos cuando el helicóptero en el que se desplazaban fue tiroteado por los rebeldes y cayó al suelo, cerca de Latifiya, a unos 40 kilómetros de Bagdad. El helicóptero no explotó. En el sur de Irak, las tropas británicas también perdieron a cuatro militares y a su intérprete kuwaití en una explosión al paso de su blindado. Otros ataques dejaron al menos 17 soldados iraquíes muertos.

La violencia que destruye Irak también se cebó en el canal de la televisión suní Bagdad TV. Un camión bomba explotó contra el edificio de este medio informativo e inmediatamente después, hombres con ametralladoras dispararon contra sus empleados. Dos periodistas resultaron muertos -uno de ellos el director adjunto, Taer Ahmed Yaber- y otros 12 trabajadores, heridos. Quienes informan del horror que vive este país árabe están pagando un alto precio por ello. Ya son 157 los periodistas muertos desde la invasión que EE UU, en 2003.

"Desde su fundación, la cadena de televisión ha tenido una línea nacional moderada, defendiendo los derechos de los ciudadanos iraquíes independientemente de su fe religiosa", señala el comunicado emitido por el Partido Islámico Iraquí, propietario de Bagdad TV.

La operación de seguridad que las tropas de EE UU, junto con las iraquíes, llevan a cabo en Bagdad, ha limitado el número de atentados en la capital pero en el resto del país se multiplican las emboscadas.

Un portavoz militar estadounidense reconoció en la tarde del jueves la muerte de cinco de sus soldados en diferentes ataques en varios puntos de la capital iraquí. En distintos comunicados se informaba de la muerte de un soldado por "arma ligera" y de que dos perdieron la vida y otros tres resultaron heridos después de que un artefacto explosivo detonase junto al vehículo en el que patrullaban en el sur de Bagdad. Esas nuevas bajas se sumaban a las dos anunciadas por la mañana por el mando militar, que ocurrieron en sendos ataques en el sur y el este de Bagdad el martes.

EE UU, como hace habitualmente, no reconoció que los rebeldes le tiraran un helicóptero, aunque sí anunció que cuatro soldados resultaron heridos cuando la nave cayó al suelo, sin explotar. Desde la invasión, el Pentágono ha perdido más de 50 helicópteros en Irak, en su mayoría por disparos de la insurgencia.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete
Varios coches arden tras la explosión de un camión bomba junto al edificio de Bagdad TV ayer en la capital iraquí.
Varios coches arden tras la explosión de un camión bomba junto al edificio de Bagdad TV ayer en la capital iraquí.ASSOCIATED PRESS

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS