Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:MEDIOS DE COMUNICACIÓN

'El medio soy yo'

Internet ha dado pie a que cada cual sea su propio medio de comunicación; primero fue la 'web', luego la emisora de radio, la editorial o una videoteca; últimamente, cada cual tiene su televisión. Es el 'egopublishing'

"El medio soy yo", "Y yo", "Y yo"... Gracias a Internet cada cual puede convertirse en su propio medio de comunicación, con capacidad para crear contenidos, pero también para empaquetarlos y distribuirlos (parte esencial de un medio de comunicación más o menos de masas).

Internet, especialmente con la llamada Web 2.0 o red social, ha permitido saltarse todas las barreras tecnológicas y burocráticas. Si la autoridad pertinente concede licencias de radio o de televisión en el mundo real, en Internet es prescindible; quien quiera puede tener su propio canal de televisión o su emisora de radio, como hace Fernando Berlín desde 1997.

Desde los inicios de Internet hubo la capacidad de crearse su propio medio, pero por limitaciones técnicas, lo más común era la web. Con la llegada de herramientas de software como el RSS, el internauta tenía en su mano que cada mañana le llegara a su correo las informaciones de los asuntos que le interesaban y de los medios que le daban confianza. Nació la posibilidad de crearse el periódico a la medida, aunque con informaciones de otros. Los comunicólogos se echaron las manos a la cabeza, por lo que eso podría suponer de pérdida de influencia de los medios tradicionales. Era el final de siglo, pero para Internet sólo el comienzo.

A la web, le siguieron la radio propia, y el blog, y discográficas virtuales con músicos virtuales, y editoras de libros bajo demanda, y productores de vídeos, y canales de televisión, y hasta empresas publicitarias que ya no buscan la perfección estética, sino el amateurismo de los internautas para crear anuncios más creíbles. Todo, a menudo, promovido por una o dos personas.

Desde el principio Internet facilitó el egopublishing. No hay más que recordar que allá por 1996 Jerry Yang y David Filo crearon Yahoo! para pasar a los amigos las mejores direcciones que descubrían en Internet. Pero sólo con la popularización de la banda ancha y el software libre la moda del egopublishing ha podido extenderse hasta la imagen, el cine y la televisión.

"Tengo mi propia televisión en Internet, que hace competencia a la normal porque el espectador que mira mis cortos no está viendo Operación Triunfo. Con muchos tipos como yo, esto se transformará en poco tiempo", asegura Jaime Fernández Miranda, gijonés de 37 años, según informa Mercè Molist. Fernández compagina su tienda de surf con su afición al cine. Es pionero de lo último en el egopublishing en Internet: su propio canal de televisión. "He ganado diversos premios, como el Notodofilmfest, y he hecho algún trabajillo que me deja hacer cortos sin pedir subvenciones".Fernández, alias Jim-Box, se define como un guerrilla filmmaker. "Aparte de incumplir alguna normilla tipo 'grabo a este policía sin que lo sepa', el cine de guerrilla se diferencia del normal por la escasez de medios, la inmediatez y las ganas de contar una historia muy personal". Con esta mentalidad no fue raro que, hace cinco años, Jim-Box diese con Internet.

"Mi primer vídeo era de un amiguete cogiendo una ola muy tocha y lo colgué en mi página. El primer día entraron 70 tipos y me pareció una barbaridad, eso me motivó a aprender más. La gente puede descargar mis cortos y hacer con ellos lo que les dé la gana. Lo que quiero es que los vean", explica.

Cuando su web ya no soportaba el tráfico, Jim-Box creó un canal en YouTube: "No es que los vídeos se vean muy bien, pero te da la posibilidad de que tu corto se convierta en viral más rápido, que la gente lo enlace sin chuparte tasa de transferencia y que alguien que entra para ver un vídeo de surf acabe visionando uno de ficción".

Como en la televisión a la carta, Fernández cuelga sus vídeos en su zona de YouTube -al escribir este artículo había 38-. Otra opción es suscribirse gratuitamente al canal para recibir un aviso con cada nuevo corto. "Es muy guapo poder hacer lo que te dé la gana, sin depender de programadores de televisión, productores, críticos, censuras, ni siquiera del público", asegura.

Jim-Box tiene claros sus retos: "Dominar la creación de un espacio web, la compresión de los vídeos y que los cortos sean muy entretenidos desde los primeros segundos. El internauta es muy desagradecido e impulsivo, enseguida se larga". Aunque este fenómeno acaba de nacer, ya hay una interesante oferta de canales en castellano.

JIM-BOX: www.jim-box.com

MOTORSEX: www.youtube.com/profile?user=Motorsex

ATSPHEAR:http://youtube.com/profile?user=atsphear

SONIA FRANCO:http://youtube.com/profile?user=ZiRKUSOFiA

GORIKO PICTURES:http://youtube.com/profile?user=galapago75

JARE: www.dalealplay.com/perfil.php?id=2485

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 1 de marzo de 2007