Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Greenspan afirma que hay "indicios de recesión" en EE UU

La economía del país dejará de crecer este año, según el ex presidente de la Reserva Federal

La economía de Estados Unidos aceleró en el último trimestre del año pasado y espantó así las dudas sobre la solidez de su crecimiento, tras un otoño de malas señales en el mercado inmobiliario y la inversión empresarial. Sin embargo, para el ex presidente de la Reserva Federal, Alan Greenspan, la amenaza sigue ahí. Más aún, Greenspan sostuvo ayer que ya hay "indicios de la siguiente recesión" y que la economía estadounidense puede dejar de crecer a finales de año.

Estados Unidos crece de forma ininterrumpida desde 2001, una tendencia que pareció peligrar este año, cuando la economía se expandió a tasas muy bajas en el segundo (2,6%) y tercer trimestre (2%). La moderación del consumo privado, el bajón del mercado inmobiliario (marcó en octubre el mínimo anual de viviendas construidas desde 2000) y la contracción de la inversión empresarial respaldaban los análisis más pesimistas. Pero el Gobierno norteamericano y la Reserva Federal defendieron entonces que se trataba de un "aterrizaje suave" y los datos finales les dieron la razón: en el conjunto del año, la economía de Estados Unidos creció un 3,4%, dos décimas más que el año anterior.

El nuevo presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, mantiene que la economía estadounidense seguirá creciendo entre un 2,5% y un 3% en 2007 y 2008. Un vaticinio que contrasta de forma radical con el análisis de su antecesor en la Fed. "Cuando uno se aleja de una recesión, de forma invariable empiezan a confluir factores para la siguiente recesión, y estamos empezando a ver estos indicios", aseguró Greenspan en una conferencia vía satélite desde Hong Kong. "Por ejemplo, en Estados Unidos los márgenes de beneficio han comenzado a estabilizarse, lo que supone un signo inicial de que estamos en la parte final de un ciclo", añadió Greenspan, uno de los principales referentes de la economía mundial durante los 18 años que ocupó la presidencia de la Reserva Federal.

El que fuera considerado un gurú por los analistas de Wall Street cree incluso que 2007 puede marcar el inicio de la recesión (dos o más trimestres consecutivos de crecimiento negativo, según el criterio de las autoridades estadounidenses). "Es posible que podamos sufrir una recesión en los últimos meses de 2007, y la mayor parte de los analistas no están haciendo esta valoración, sino que, en realidad, sólo prevén para 2008 cierta ralentización", puntualizó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 27 de febrero de 2007