Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La torre de Ceuta grabó las conversaciones con el 'Sierra Nava' el día del accidente

Fomento transcribe las comunicaciones y mantiene la investigación sobre el fallo de Tarifa

La torre de control de la Capitanía Marítima de Ceuta grabó, según informó ayer el Ministerio de Fomento, las conversaciones entre Salvamento Marítimo y la tripulación del Sierra Nava, el buque que encalló en Algeciras el 28 de enero y causó un vertido de carburante en el litoral. Técnicos de Fomento transcribieron ayer los sonidos recogidos en Ceuta para subsanar la falta de registros en Tarifa, donde un rayo inhabilitó los equipos un día antes del incidente. El presidente de la Junta, Manuel Chaves, visitó ayer la zona del vertido por primera vez y también afirmó que existen grabaciones.

Los técnicos han extraído 154 toneladas de combustible del buque

Fuentes de Fomento explicaron que hasta ayer no habían tenido constancia de este segundo registro porque el rayo que afectó a Tarifa también anuló los equipos de Algeciras y pensaban que habría afectado al mismo tiempo a los de Ceuta. Sin embargo, ayer afirmaron haber localizado las conversaciones grabadas. "Al haberse subsanado los problemas técnicos originados por el temporal, se han podido recuperar los sonidos de lo ocurrido en la Torre de Ceuta", afirmaron ayer fuentes de Fomento.

Fuentes del Ministerio también aseguraron que la grabación obtenida en Ceuta contiene las comunicaciones establecidas durante las labores de salvamento del buque. La transcripción presenta interferencias por la emisión de comunicaciones procedentes de otros buques que navegaban en ese instante por la zona marítima ceutí.

Pese al hallazgo de estos registros de las conversaciones, Fomento mantiene abierta "la investigación para conocer con claridad y exactitud porqué no se grabaron en Algeciras las conversaciones". "Todo apunta a que las causas fueron consecuencia del temporal", apostilló el portavoz del ministerio.

Mientras tanto, a pesar del temporal de viento y agua que azotó en la jornada de ayer a la zona del estrecho de Gibraltar, los técnicos de la empresa Svitzer Wijsmuvller Salvage mantuvieron los trabajos a bordo del buque frigorífico. Durante el día de ayer se bombearon 18 toneladas de combustible, por lo que hasta el momento se han extraído 154 de los tanques del Sierra Nava.

Debido al mal tiempo, con temporal del oeste, viento entre 20 y 25 nudos, y una altura de las olas de entre 2 y 2,5 metros, no se ha podido recuperar combustible de la superficie de la bodega tres.

La empresa explicó que se continúa bombeando combustible de los tanques número dos centro babor y número dos centro estribor. Por último, indicó que se están realizando también operaciones de descarga de los tanques portátiles a la instalación de tierra.

Por su parte, el dispositivo de limpieza desplegado en la playa algecireña del Chinarral, afectada por el vertido, ha retirado 2.469 toneladas de combustible y arena, según informó la Junta de Andalucía en un comunicado.

Los participantes en el dispositivo, coordinado por la Consejería de Gobernación, han recogido, además de las 2.469, 93 toneladas de arena contaminada, 130,40 de lodos.

La Junta aclaró que las cantidades no han experimentado significativas variaciones respecto a las de ayer porque ya el grueso de la costa está prácticamente limpia de residuos granulares y lodos.

Por otra parte, responsables del Servicio de Emergencias 112 participaron en la torre de Capitanía Marítima de Algeciras en una reunión técnica con directivos del Centro de Prevención y Lucha contra la Contaminación Marítima y del Litoral (Cepreco).

En este encuentro se abordaron diversas técnicas para la limpieza de las rocas del litoral algecireño una vez retiradas la arena contaminada y los lodos.

Las técnicas variarán en función del tipo de roca existente en el litoral y las zonas concretas en las que se encuentran, aunque se ratificó que no se limpiarán hasta que no se dé por concluida la extracción del fuel del buque panameño encallado desde el 28 de enero.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 9 de febrero de 2007