Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los asaltos de las bandas organizadas desatan la alarma en la zona

Los joyeros Tous tienen su residencia en la urbanización de Pineda de Bages, cercana a la localidad barcelonesa de Manresa, pero situada en el término municipal de Sant Fruitós de Bages.

Como otras urbanizaciones relativamente alejadas de los centros urbanos de las poblaciones suele ser blanco preferente de los atracadores, y este tipo de asaltos se han venido sucediendo en los últimos meses.

La finca de los Tous es objetivo de grupos organizados de ladrones, como también lo es el resto de la urbanización. Vecinos de la zona explicaban ayer los temores que tienen y la desprotección que sienten. La falta de seguridad era uno de los argumentos de los vecinos que se oponían a la edificación del centro penitenciario Els Lledoners, que ya está en construcción.

En el Ayuntamiento de Sant Fruitós de Bages, el alcalde, Josep Rafart, explicó que durante el fin de semana se había incrementado la vigilancia en la zona de Pineda de Bages. Y como anécdota, expuso que el mismo Salvador Tous y su esposa, Rosa Oriol, habían sido parados en uno de los controles que se montaron durante la semana.

Rafart explicó que en las últimas semanas se habían producido diversos robos en domicilios privados. Sin embargo, los desvinculaba del asalto que sufrió el chalé de los Tous el pasado sábado. A juicio del alcalde, este último parecía de carácter más profesional, sobre todo porque los asaltantes reconocieron primero la finca hace unos días y ayer [por el sábado] inutilizaron algunos dispositivos de seguridad.

Varios vecinos reconocieron que durante los días del puente de la Constitución se había visto más presencia policial por la urbanización. Sin embargo, entre ellos parecía que se ha instalado la incredulidad: "Aunque tengas perros o alarmas, si quieren entrar, entran", comentaba una de las vecinas de los Tous, que como muchos otros habitantes de la urbanización se enteraron del asalto cuando llegaron las unidades de los Mossos d'Esquadra.

Niño de Begur

El suceso de Sant Fruitós de Bages es el segundo asalto violento que sucede en Cataluña en los últimos tres días, después de que el pasado viernes cinco encapuchados entraran en la vivienda de un empresario de Begur (Girona) y secuestraran a su hijo de cuatro años. El niño fue encontrado siete horas más tarde sano y salvo por los Mossos.

En relación con ese suceso, la policía está llevando a cabo controles de carretera en la zona para intentar capturar a los asaltantes. Portavoces de los Mossos explicaron que los controles de carretera no son tan intensos como los del sábado y que se están llevando a cabo de manera esporádica.

Las pesquisas de este caso están a cargo de la Unidad Regional de Investigación de los Mossos en Girona, y sobre ellas el juzgado ha establecido el secreto del sumario.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 11 de diciembre de 2006