Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La librería Tres i Quatre se traslada al centro cultural El Siglo

La histórica librería Tres i Quatre cerrará hoy sus puertas en su actual sede, situada en la calle Pérez Bayer número 11 de Valencia, para trasladarse a la planta baja del recién inaugurado Octubre Centre de Cultura Contemporània (OCCC), que Acció Cultural del País Valencià (ACPV) ha creado en los restaurados almacenes El Siglo.

De esta manera, el establecimiento cultural arranca una nueva etapa en la que sus responsables confían "conseguir un nuevo impulso" manteniendo el espíritu "heroico" de la entidad, según declaró Eliseu Climent. La sede del OCCC será la tercera que ocupe Tres i Quatre a lo largo de sus más de tres décadas de trayectoria. El 12 de marzo de 1968 se inauguró esta librería, que pretendía difundir la lengua propia y dar cobijo "a toda la gente de la cultura y la vanguardia de la época", recordó Climent. Las primeras instalaciones se acondicionaron en el número 7 de la calle Pérez Bayer, un lugar que el editor recuerda como "heroico".

En el tramo final de la dictadura, la trastienda de Tres i Quatre se convirtió en punto de reunión para los movimientos sociales y progresistas del momento, recordó Climent, que evocó las "muchas reuniones sindicales" que se desarrollaron clandestinamente en la parte trasera del local. Asimismo, Tres i Quatre se estableció "como punto de referencia para la intelectualidad y el mundo de la cultura", dijo su impulsor.

En este sentido, apuntó que, por ejemplo, el escultor Andreu Alfaro fue el autor del primer diseño de la librería, por la que también pasaron personalidades como Joan Fuster, Vicent Andrés Estellés, Josep Renau o el Equipo Realidad, integrado por los artistas Jorge Ballester y Joan Cardells. Climent subrayó que el local acogió también a escritores y pensadores representativos de las letras castellanas, entre los que citó al poeta Francisco Brines.

Atentados culturales

Pero Eliseu Climent subrayó que éste fue un período en el que la librería sufrió "verdaderos atentados". Al respecto, lamentó que la entidad ha vuelto a ser objetivo recientemente de ataques, el último de ellos "hace tan solo unas semanas", afirmó en referencia al asalto protagonizado el pasado 15 de septiembre por un grupo de diez jóvenes que insultaron a los trabajadores y clientes del local. El editor expresó la "tristeza" que le produce la reiteración de estas agresiones y manifestó "sorpresa" por que "todavía haya gente en Valencia que ataque a los libros y a la cultura".

Después de 15 años, Tres i Quatre, bajo la dirección de Rosa Raga, se trasladó al número 11 de la misma calle Pérez Bayer, la que ha sido su sede hasta ahora. El local cerrará sus puertas para reabrirlas en el transcurso de los próximos días en el restaurado edificio modernista de El Siglo, transformado en el Octubre Centre de Cultura Contemporània.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 30 de octubre de 2006