Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El desacuerdo entre Gazprom y Turkmenistán por los precios del gas amenaza el abastecimiento a Europa

Gazprom, el consorcio ruso que monopoliza el tránsito de gas centroasiático a Occidente, ha roto sus negociaciones con Turkmenistán para un incremento de los suministros de aquel país, lo que pone en peligro el abastecimiento de gas a Europa el próximo otoño. Rusia utiliza el gas turcomano, más barato que el ruso, para cumplir con sus contratos de exportación.

Los precios son la causa del desacuerdo con el líder turcomano, Saparmurat Niyázov, quien quería pasar de los 65 dólares por mil metros cúbicos de gas que cobra actualmente a 100 dólares. Los rusos se niegan a esta subida, según dijo el presidente de Gazprom, Alexéi Miller, ayer al término de la asamblea anual de accionistas del consorcio. La víspera, el alto ejecutivo negoció en Ashjabad, la capital de Turkmenistán, para obtener una cantidad suplementaria de gas por encima de los 30.000 millones de metros cúbicos (a 65 dólares), que tiene contratados para este año y que acabarán de suministrarse a fines de septiembre.Turkmenistán informó que Gazprom quería 25.000 millones de metros cúbicos más para 2006 y otros 70.000 millones para 2007.

Gracias a la mezcla de gas turkmeno y ruso, Ucrania puede comprar a 95 dólares los mil metros cúbicos, un precio que debe ser renegociado próximamente. El consorcio ruso quiere aplicar por igual criterios de mercado a los países de la ex URSS y a los occidentales, según reiteró Miller.

La situación podría desembocar en una crisis como la que se produjo a principios de año cuando, al no lograr concertar los precios, Rusia y Ucrania recurrieron a medidas de presión mutua que, en definitiva, afectaron al mercado europeo. Moscú cortó brevemente el suministro a Ucrania y Kiev se apropió de gas en tránsito hacia occidente.

La falta de gas turcomano provocará un déficit de suministro a Ucrania, ya que este país no quiere pagar los 230 dólares que Rusia pide por el gas de su producción. Ucrania es el "eslabón débil" de los suministros de gas a Occidente, afirmó ayer Miller. El ejecutivo aseguró, no obstante, que Gazprom tiene la posibilidad de "cumplir totalmente sus compromisos con Europa y paralelamente desarrollar la cooperación con compañías de países de la región de Asia y el Pacífico y de América del Norte".

En la pugna por los precios, Rusia cree tener la sartén por el mango debido a las limitadas vías alternativas de exportación de los turcomanos.

La producción de Gazprom (casi 548.000 millones de metros cúbicos en 2005) está estancada. Hacer efectivas las cuantiosas reservas de la compañía (más de 29 billones de metros cúbicos de gas), requiere tiempo y cuantiosas inversiones.

Gazprom, que abastece una cuarta parte del consumo de gas que se consume en la UE, exportó a Europa 156.000 millones de metros cúbicos de gas durante el último año.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 1 de julio de 2006