Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El juez decano de Málaga estima necesarios 15 nuevos juzgados en la ciudad

Los juzgados de Málaga soportan una carga de asuntos muy por encima de los módulos que el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) determina como límites para que un juez pueda atenderlos de forma razonable y adecuada. El juez decano, Manuel Caballero Bonald, estimó ayer la necesidad de unos 15 nuevos juzgados de distintos ámbitos para poder cumplir las ratios que el CGPJ considera idóneas.

La situación es especialmente delicada en el caso de los 14 juzgados de instrucción, que el año pasado se turnaron 124.812 asuntos y según el juez decano superan en un 65% lo adecuado, por lo que estima que serían necesarios uno o dos nuevos juzgados de instrucción. Cada uno de los existentes celebró el año pasado 350 juicios de faltas inmediatos.

Igualmente llamativa es la situación de los juzgados de primera instancia, que superan en un 48% el volumen de asuntos considerado adecuado por el CGPJ. Actualmente existen 13 en Málaga, el mismo número que una ciudad como Granada, que tiene el doble de habitantes. "No quiero hacer agravios comparativos, pero no parece lógico desde ningún punto de vista", explicó Caballero Bonald, que cree que serían necesarios entre cinco y seis nuevos juzgados de primera instancia, dos de ellos "urgentes". También cree conveniente el decano un cuarto juzgado de familia.

El otro gran atasco lo soportan los juzgados de lo contencioso-administrativo, pese a la entrada en funcionamiento de uno nuevo en junio de 2005. Cada uno de estos cinco juzgados tiene una media de 800 asuntos pendientes, 200 más que lo recomendado por el CGPJ.

Respecto a los juzgados de lo penal, el año pasado se turnaron 8.315 asuntos, un 21% más que en 2004, con una carga un 15% superior a la recomendada por el CGPJ. Caballero Bonald cree necesarios uno o dos nuevos juzgados. El problema de estos juzgados, según Caballero Bonald son las ejecutorias de sentencia, que podrían resolverse con la instauración de un servicio común

El año pasado entró en funcionamiento el primer juzgado de violencia doméstica de Málaga, que tuvo que reforzarse pronto con una juez y una secretaria auxiliar, y en junio está previsto que funcione un segundo, la única instancia judicial nueva prevista este año en Málaga. En sus primeros seis meses, este juzgado tramitó 1.837 asuntos, 423 de ellos diligencias urgentes.

Caballero Bonald reconoció que no es previsible que la administración de Justicia prevea ampliar las instancias judiciales de Málaga hasta que en 2007 se produzca el traslado a la Ciudad de la Justicia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 17 de mayo de 2006