Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL FUTURO DEL ESTADO AUTONÓMICO

El PP halla coincidencias con el BNG para cambiar el Estatuto gallego

Feijóo defiende la "autonomía financiera" de Galicia tras entrevistarse con Quintana

El nuevo presidente del PP gallego, Alberto Núñez Feijóo, enfatizó ayer su plena disposición a negociar con socialistas y nacionalistas la reforma del Estatuto de Autonomía. Dos semanas después de relevar a Manuel Fraga al frente del partido, Núñez Feijóo mantuvo el primer contacto previo al proceso de reforma con el vicepresidente de la Xunta y líder del BNG, Anxo Quintana. En un clima de gran cordialidad, ambos destacaron incluso sus coincidencias en algunos criterios generales, sobre todo en uno que Quintana resumió así: "No hay autonomía política sin autonomía financiera".

El principio de acuerdo sobre la reforma del Estatuto catalán ha acelerado los trámites en Galicia para abrir un proceso similar, auspiciado por el Gobierno de coalición entre socialistas y nacionalistas. Nada más anunciarse el pacto entre el Ejecutivo central y CiU, los dos partidos del Gobierno gallego se dirigieron de inmediato al líder de la oposición, cuyo apoyo es legalmente imprescindible para apoyar la reforma. Núñez Feijóo se entrevistó ayer con Anxo Quintana y el próximo sábado será recibido por el presidente de la Xunta, el socialista Emilio Pérez Touriño.

Al tiempo que la postura del Partido Popular catalán sobre su Estatuto abría una crisis con la dirección nacional, Feijoo no tuvo reparo en comparecer junto al líder de los nacionalistas gallegos, destacar las conclusiones "positivas" de su conversación e incluso constatar algunos criterios comunes. El Partido Popular gallego, explicó su presidente, rechaza los términos del "acuerdo bilateral" sobre financiación autonómica alcanzado entre "el presidente Zapatero y la oposición catalana" por considerarlo lesivo para Galicia. Pero, al mismo tiempo, Feijóo dijo coincidir con Quintana en su defensa del principio de "autonomía financiera" ya que, afirmó, "de nada valdría un Estatuto vacío desde el punto de vista económico". Feijóo precisó que se opondrá a cualquier cambio estatutario que no se atenga al "bloque constitucional".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 25 de enero de 2006