Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ellen Johnson-Sirleaf se convierte en la primera presidenta en África

La dirigente liberiana promete paz y orden

Ellen Johnson-Sirleaf, de 67 años, tomó ayer posesión del cargo de presidenta de Liberia en una ceremonia que contó con la presencia de personalidades de todo el mundo: Laura Bush y la secretaria de Estado, Condoleezza Rice, por parte de EE UU, y los presidentes de Suráfrica, Thabo Mbeki, y de Nigeria, Olusegun Obasanjo, entre otros. Jonhson-Sirleaf, la primera mujer que alcanza la presidencia en África, aseguró que el reto de su Administración es el de mantener la paz y el orden después de una guerra civil (terminó en agosto de 2003). Para lograrlo, el nuevo Gobierno cuenta con la presencia de 15.000 cascos azules de Naciones Unidas y el compromiso de la comunidad internacional.

Las medidas de seguridad en torno al acto fueron extraordinarias. Unos 500 policías de la ONU se desplegaron en la zona y miles de agentes liberianos patrullaron por las calles de la capital en la que ayer no pudieron circular los vehículos públicos. Dos navíos de guerra estadounidenses fondearon frente a la costa.

El acto se celebró en el palacio presidencial, donde hubo que habilitar carpas y sillas de plástico porque ningún edificio de Monrovia, tras 14 años de guerra, está en perfectas condiciones. La nueva presidenta, a quien sus seguidores llaman Mama Sirleaf y también La dama de hierro, prometió mano dura contra la corrupción, uno de los males históricos de Liberia, donde cada Administración saliente arrampla con todo y sólo deja para la siguiente el único símbolo que permanece intacto a través del tiempo: la silla presidencial.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 17 de enero de 2006