Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPINIÓN DEL LECTOR

¿Antibotellón?

Observo, señor Gallardón, que siguen sin cumplir sus promesas y que usted mismo es incapaz de hacer cumplir las leyes que decretó. Me estoy refiriendo concretamente a la Ley Antibotellón.

Como vecinos del barrio de la Plaza del Dos de Mayo, seguimos sufriendo todos los fines de semana al acoso inhumano de esos entes incalificables que toman posesión de nuestra plaza y de nuestras calles, y que se pasan las noches aullando, tocando tambores y otros instrumentos con gran estruendo debajo de nuestras ventanas. Llamamos a la policía y nos dicen ¡que no pueden venir porque no tienen efectivos suficientes! Madrid, la capital, no cuenta con los policías necesarios para proteger a los ciudadanos cuyo único pecado es querer dormir. ¿Hasta cuándo tendremos que soportar las avalanchas de alcohólicos vociferantes? Comprendemos que este barrio no sea tan elegante como el suyo, señor Alcalde, pero pagamos nuestros impuestos como el resto de los ciudadanos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 14 de noviembre de 2005