Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPINIÓN DEL LECTOR

Desayuno masivo

El pasado 4 de noviembre, me acerqué a la Puerta del Sol con la intención de donar sangre en el autobús que la Comunidad de Madrid tiene allí ubicado. Cuál ha sido mi sorpresa cuando, al llegar a las 11.05, me dicen que tengo que esperar 40 minutos porque se iban todos a desayunar, algo a lo que "también" tienen derecho, según me dijeron. Yo no niego el derecho a nadie a desayunar pero, ¿es necesario que lo hagan todos a la vez? Parece mentira que, un servicio tan importante como éste (los llamamientos que se hacen a la gente para que done sangre son constantes), no atienda siempre al ciudadano como corresponde.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 14 de noviembre de 2005