OCIO

Schwarzenegger firma una ley contra la violencia virtual en California

Al gobernador de California, Arnold Schwarzenegger, no le ha temblado el pulso al firmar la ley AB1179, que pone contra las cuerdas los videojuegos violentos.

Las tiendas que no etiqueten correctamente los títulos destinados a mayores de 18 años o no comprueben la edad de sus compradores se enfrentan a multas de hasta 1.000 dólares. El promotor de esta ley, Leland Yee, no está totalmente satisfecho ya que su propuesta incluía la prohibición total de determinados títulos.

En Estados Unidos, el Electronic Software Rating Board (ESRB) es el organismo que clasifica los lanzamientos por edades, y las compañías se someten voluntariamente a esta regulación. España utiliza un sistema parecido llamado Pan European Game Information (PEGI).

Más información
ESRB:
ESA:
PEGI:
BULLY:

Schwarzenegger, protagonista de las películas violentas de Terminator, asegura haber hecho lo correcto firmando una ley que "involucra a los padres a la hora de decidir qué videojuegos son apropiados para sus hijos".

La Asociación de Comerciantes de Vídeo (VSDA) y la Asociación de Aplicaciones de Entretenimiento (ESA), que representan a la industria del videojuego, que mueve 10.000 millones de dólares anuales, han demandado al gobernador de California por la aprobación de la ley, según anunció su presidente, Doug Lowenstein, quien confía en repetir la victoria que tuvo contra leyes similares en Indianápolis, Misuri y Washington. La IEMA, que agrupa a vendedores de videojuegos, se lamenta de la politización del debate y de que el Gobierno californiano no haya colaborado con la industria para hacer pedagogía con los padres.

En este conflictivo ambiente el presidente de Rockstar Games, Sam Houser, ha recibido 369 firmas de personas que le piden que reconsidere lanzar al mercado Bully, un título sobre pandillas universitarias. Del juego apenas se sabe nada y sólo se han visto algunas capturas de pantalla, pero ha sido suficiente para que la madre de un joven que se suicidó tras sufrir acoso escolar reclamara que no se venda el juego.

El abogado Jack Thompson, decidido detractor de los títulos violentos, propone crear un juego donde el protagonista, armado hasta los dientes, iría matando a los directivos de las empresas que editan juegos violentos. "Es sólo un juego, pura e inofensiva fantasía", argumenta Thompson. "Apuntad contra vosotros como apuntáis contra los otros".

ESRB: www.esrb.org ESA: www.theesa.org PEGI: www.pegi.info BULLY: www.rockstargames.com/bully/

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS