Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno ordena aplazar una huelga de asistentes de vuelo de Alitalia

El Gobierno italiano ha ordenado aplazar una huelga de asistentes de vuelo de Alitalia prevista para los próximos 6 y 7 de septiembre y requisar los salarios de aquellos que dejen de trabajar, según anunció el Ministerio de Transportes en un comunicado difundido ayer. La decisión ha sido "necesaria y urgente con el fin de evitar un perjuicio grave e irreparable al derecho a la libre circulación garantizado por la Constitución", explica el ministerio.

La respuesta sindical fue inmediata. La actitud del Gobierno "es grotesca. Confirmamos nuestro llamamiento a la huelga. Si el ministerio nos desafía, nosotros nos defenderemos", dijo Francesco Staccioli, coordinador del sindicato autónomo Sult, mayoritario entre los asistentes de vuelo de Alitalia.

Tanto este sindicato como Avia, la otra central autónoma, hicieron este llamamiento a la huelga para protestar por su marginación de las mesas de negociación sobre el plan de salvamento de la compañía. La dirección de Alitalia justificó su decisión en el rechazo de los dos sindicatos a firmar en febrero pasado los acuerdos para la aplicación de un nuevo convenio colectivo para los asistentes de vuelo. La legislación italiana sólo otorga representatividad sindical a las organizaciones que se adhieran al convenio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 3 de septiembre de 2005