Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La petrolera china Cnooc abandona la puja para comprar Unocal

La petrolera china Cnooc se vio forzada ayer a abandonar la batalla por la estadounidense Unocal, dejando la vía libre a ChevronTexaco para que se haga con el control de la compañía californiana. La puja, rodeada de un fuerte rechazo político en Washington a la entrada china en el sector energético de EE UU, ha durado seis semanas. Cnooc criticó con dureza la actitud del Congreso. El próximo 10 de agosto está previsto que se reúna la junta de accionistas de Unocal para dejar el control de la petrolera en manos estadounidenses.

La acción de Cnooc, que ofreció 18.500 millones de dólares (15.151 millones de euros) en efectivo por la novena petrolera de EE UU, creó un gran revuelo entre la élite política en el Capitolio. Los partidos republicano y demócrata se unieron para pedir a la Casa Blanca que bloqueara una operación que no estaba aún formalizada, alegando riesgo para la seguridad nacional. Y el pasado viernes, el Congreso puso un obstáculo adicional a la operación, al incluir en la Energy Bill (paquete legislativo energético) una cláusula que obligaba a la Administración de Bush a examinar la transacción.

La semana arrancó con el rumor de que Cnooc estaba a punto de abandonar la puja, lo que creó gran expectación en Wall Street. Y a un cuarto de hora de arrancar la jornada bursátil en Nueva York, la petrolera china anunciaba formalmente su retirada debido a la oposición política "sin precedentes" que creó en Washington su oferta.

Críticas de la compañía

Cnooc, controlada por el Estado chino, calificó la reacción estadounidense de "lamentable" e "injustificada". Además, insistió en que se trataba de una operación de compra "con objetivos puramente comerciales" y que estaban dispuestos a disipar cualquier temor. No quedó ahí la crítica china. La petrolera dejó claro que estaban dispuestos a mejorar su oferta por Unocal, pero optó por dar un paso atrás por la presión política. "En este clima era muy difícil valorar nuestras posibilidades de éxito y la incertidumbre creaba un riesgo inaceptable a nuestra habilidad para asegurar la transacción", remacha la petrolera. La dirección de Cnooc señaló que su propuesta era superior a la presentada por su rival en la puja.

ChevronTexaco, segunda petrolera de EE UU, aprovechó la controversia para jugar a la defensiva y había elevado su oferta original de abril de l6.400 millones a 17.500 millones de dólares, con una mayor proporción en efectivo para garantizarse el apoyo de la ejecutiva de la petrolera. Cnooc dijo entonces que mantenía su propuesta y se llegó a especular con que los chinos podrían elevar el precio ofrecido hasta aproximarse a los 20.000 millones de dólares. Los analistas temen ahora, a partir de este desenlace y el tono de las críticas de Cnooc contra el Congreso, que el fracaso tenga un impacto negativo en las relaciones económicas y comerciales entre EE UU y China.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 3 de agosto de 2005