Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
LUCHA CONTRA EL TERRORISMO | La situación en Londres

El sector del turismo teme la huida de los visitantes

The Independent no podía expresarlo mejor. Londres se ha convertido en "la ciudad del miedo", titulaba ayer el rotativo británico. El miedo de los ciudadanos que temen que los ataques terroristas se repitan. El miedo de los extranjeros que, a la hora de planear sus vacaciones, podrían evitar Londres. La eventualidad de que los turistas ya no visiten el Museo Británico o el Palacio de Buckingham asusta al sector turístico británico.

Unos 28 millones de turistas pasan sus vacaciones cada año en Reino Unido, de los cuales 15 millones se quedan en Londres, según datos de la Asociación de Agencias de Viajes Británicas (ABTA, en sus siglas inglesas). Los turistas aportaron en 2004 más de 18.000 millones de euros a la economía británica.

Los principales actores del sector turístico de Reino Unido convocaron ayer, por tercera vez en dos semanas, el Comité de Reacción Urgente. Formado, entre otros, por ABTA, VisitBritain (la oficina de turismo de Reino Unido), el Ministerio británico de Cultura y British Airways, el comité encargó a un centro de análisis económico una evaluación del impacto de los atentados.

Sandie Dawe, la portavoz de VisitBritain, declaró que "es difícil conocer el impacto de los ataques sobre el turismo", antes de recordar que 2005 estaba siendo un año récord. El número de visitantes entre enero y junio se incrementó en un 12% con respecto al mismo periodo el año pasado. Dawe no cree que la gente "cancele sus planes" ya preparados y pagados, aunque teme que los ataques de ayer lleven a los que aún están planeando sus vacaciones a no ir a Londres. Frances Tuka, de ABTA, reconoció, por su parte, que se esperaba que el número de turistas baje en un 2%.

El temor del sector turístico es lógico en un contexto de desaceleración del crecimiento económico en Reino Unido, que durante el primer trimestre de este año registró el ritmo más bajo de los últimos 12 años. Dawe y Tuka se mostraron, sin embargo, optimistas al coincidir en que Londres es una "ciudad resistente". En su página web, VisitBritain asegura en un comunicado especial sobre la situación en la capital que "Londres volvió a la normalidad" y que "está lista para recibir a sus visitantes".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 23 de julio de 2005