CINE

El director Wim Wenders participa en dos coloquios con el público

La agenda del cineasta alemán Wim Wenders (Düsseldorf, 1945), de visita estos días en Madrid, no puede ser más apretada. Viene a promocionar su última película, Tierra de abundancia, y a sus compromisos con la prensa se suma el contacto con el público en dos ocasiones.

Mañana, el realizador de París-Texas acudirá a las 19.00 a un coloquio en la librería FNAC de Callao (Preciados, 28), y a las 20.30 charlará con los espectadores del Cine Estudio del Círculo de Bellas Artes (Marqués de Casa Riera, 2) antes de la proyección de Tierra de abundancia, que se estrena en las salas comerciales al día siguiente. La película, de 2004, surgió como una reacción ante las medidas adoptadas por el presidente George W. Bush tras los atentados del 11-S. Fue rodada en vídeo digital y Wenders ha querido dejar claro que no es un largo antiamericano: "Es una película que versa sobre el dolor, la paranoia y la confusión".

El Círculo ha organizado una retrospectiva de su filmografía, que comienza hoy y concluirá el próximo domingo. A un precio simbólico de un euro la entrada, se podrá ver: Lisboa Story (1994), en la que un ingeniero de sonido que viaja a la capital portuguesa para ocuparse del fondo sonoro de un filme será cautivado por los sonidos de la ciudad; Falso movimiento (1975), una película casi metafísica sobre el viaje de un escritor en busca de su propia identidad desde el norte al sur de Alemania; Tokyo-Ga (1985), un ensayo que muestra Japón desde el ojo europeo; Notas sobre ciudades y ropas (1989), documental sobre el proceso creativo centrado en el diseñador Yohji Yamamoto, y la conmovedora Relámpago sobre el agua, sobre los últimos días de vida del director Nicholas Ray, conocido especialmente por Rebelde sin causa. (Horarios en www.circulobellasartes.com).

Otra película significativa de Wenders, Tan lejos, tan cerca (1993), se proyectará el viernes (a las 19.00) en la FNAC de Callao. La cinta cuenta la historia de dos ángeles que vuelan invisibles por Berlín sin poder intervenir en la vida de la gente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 05 de abril de 2005.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50