Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPINIÓN DEL LECTOR

Opiniones y ofensas

El artículo de Pedro Ugarte Razones para no ofender, publicado el pasado sábado, me ha dejado perplejo. Dejando de lado que existan lectores que no entiendan nada, la pretensión de Ugarte de permanecer incólume ante las críticas porque pertenece al escogido elenco de articulistas literarios me ha hecho sonrojar. La literatura, ese "armar palabras con pretensiones estéticas" se da por supuesta, pero las ideas armadas con esos mimbres no son inocentes.

Puesto que sus artículos no son descripciones de hechos y, por tanto, no están sujetos al engorroso trámite de sujetarse a la verdad, debemos de suponer que pertenencen al genero de opinión. Y aunque la materia prima de la literatura no la constituyen ni la verdad ni la realidad, son la pasta con la que se confeccionan los periódicos. No debería olvidarlo Ugarte. Pretender que juzguemos sus opiniones únicamente por el valor estético de su sintaxis, ironías o paradojas, no deja de ser un chiste. Malo, por cierto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 13 de julio de 2004