Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Marín impide a un diputado de ERC preguntar en catalán

El diputado de ERC Joan Tardà había anunciado públicamente que pensaba preguntar en lengua catalana al ministro del Interior, José Antonio Alonso, en la sesión de control del Congreso celebrada ayer. Todos estaban preparados para el acontecimiento, antes que nadie el presidente de la Cámara, Manuel Marín, que en cuanto Tardà empezó a hablar en catalán le interrumpió y le dijo: "Perdón, señor diputado, li prego que respecti el Reglament, que como usted sabe perfectamente quiere decir que respete el Reglamento del Congreso". Muchos diputados aplaudieron a Marín, entre ellos varios del Grupo Popular.

Tardà dio muestras de cierto desconcierto, pero volvió a la carga en su lengua materna y de nuevo Marín le interrumpió: "Señor diputado li prego que respecti el Reglamento del Congreso de los Diputados".

Así que ante esta combinación de catalán y castellano usada en su admonición por el presidente del Congreso, el diputado de ERC optó por desistir de su propósito, no sin dejar constancia de su protesta cuando le dijo al ministro Alonso que no haber aceptado la pregunta en lengua catalana "no le honra como demócrata". Tardá añadió que el ministro no había contribuido "a la normalización de la lengua catalana en esta Cámara", mientras que ERC había "protagonizado un paso adelante".

Una vez que el ministro contestó y pidió a Tardà que no formulase acusaciones vagas y que denunciase si conocía algún ciudadano que haya sido vejado o se le haya impedido utilizar el catalán en cualquier comisaría, Marín quiso zanjar el incidente lingüístico con un rasgo de humor y, de nuevo en catalán, le dijo: "Senyor diputat, a Roma fes com fan el romans". Ante cierto revuelo en los escaños del Grupo Popular, Marín añadió: "En un tema que este presidente considera muy serio siempre se pueden hacer estas pequeñas situaciones de emboscadas parlamentarias. He dicho simplemente que en Roma es conveniente hacer como los romanos, y creo que todos nos comprendemos en términos políticos".

Secretos del 11-M

La sesión de control se había iniciado con una pregunta del portavoz de IU-IV, Gaspar Llamazares, en la que pedía al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, que le dijese si pensaba desclasificar documentos del Centro Nacional de Inteligencia relativos al 11-M para llevarlos a la comisión de investigación del Congreso.

Zapatero respondió, en síntesis, que mantendrá "el principio de transparencia", recordándole las obligaciones del Gobierno "en la defensa de la seguridad del Estado, de las personas que colaboran en esa seguridad y de la cooperación internacional en la lucha antiterrorista".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 3 de junio de 2004