NUEVO GOBIERNO ANDALUZ

Ortega pide que se pase de "los gestos" a las "concreciones"

El secretario general del Partido Andalucista, Antonio Ortega, destacó ayer que el hecho de que el PSOE esté al frente del Gobierno central y del autonómico ha supuesto que en los últimos días ha habido un cambio en la "política de gestos", pero recalcó que "habrá que esperar a la política de los hechos y las concreciones". Tras la toma de posesión de Manuel Chaves como presidente de la Junta, el anterior consejero de Turismo calificó de "lógico" el discurso del dirigente socialista, ya que "un presidente tiene que ilusionar, entusiasmar al hacerse cargo de la tarea de gobernar en Andalucía".

Ortega valoró el anuncio del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, acerca de que la próxima semana empezarán las reuniones para que Andalucía pueda cobrar la deuda pendiente del anterior sistema de financiación. "Si el resultado es positivo, sin duda contará con nuestro aplauso. Si no lo es contará con nuestra protesta", advirtió el dirigente andalucista.

Ortega hizo hincapié en que es "importante que al menos en estos primeros días los gestos estén cambiando, ya que el hecho de que haya una relación institucional no es malo, sino todo lo contrario", pero añadió que todavía hay que "ver en qué concluye esa política de gestos". "Cuando se pasa al papel es donde tendremos que analizar si los gestos y las realidades se corresponden", afirmó.

"Nuevo talante"

Por su parte, el coordinador regional de Izquierda Unida, Diego Valderas, quiso subrayar que pese a que el PSOE logró mayoría absoluta en las pasadas elecciones autonómicas, los andaluces han reivindicado un "nuevo talante" en la forma de hacer política ante el riesgo de que "se pueda caer en prepotencias inoperantes".

Valderas expresó su desacuerdo con los planes del Gobierno de Rodríguez Zapatero de aplazar el nuevo sistema de financiación autonómica hasta que estén en marcha las reformas de los estatutos de autonomía en las comunidades que han suscitado este debate, entre otras Andalucía. Valderas opinó que éste no es el "camino correcto", ya que Andalucía "necesita recursos, financiación y el cobro de la deuda histórica". Añadió que se trata de reivindicaciones "tremendamente importantes" para los retos de la Andalucía del futuro.

Valderas, que no es diputado en el Parlamento andaluz, confió en que IU sea capaz, "desde una posición constructiva y en positivo", de exigir "lo que ha sido la demanda del 14 de marzo en Andalucía y que va mucho más allá de los planteamientos que ha hecho Chaves". "No hay que olvidar que la gente, a pesar de que hay una mayoría absoluta, también ha expresado que o se hace la política con un nuevo talante, con un nuevo marco de consenso, o se puede caer en prepotencias inoperantes que serían equivocadas para esta nueva etapa", dijo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0024, 24 de abril de 2004.

Lo más visto en...

Top 50