OPINION DEL LECTORCartas al director
i

Maltrato policial

Soy un menor de nacionalidad marroquí. Soy extranjero en España, llevo cuatro años tutelado por la Junta de Andalucía. El día 20 de diciembre iba con mi hermano dando un paseo por el bulevar de Gran Capitán y con otro amigo de mi raza también y me pasó lo siguiente:

La Policía Nacional nos paró y nos pidió los papeles, pidiéndolos de muy mala manera e insultándonos, como si fuéramos animales. Nos registraron en mitad de la calle. Mi hermano y el otro chaval le mostraron los papeles y yo, por ser menor de edad, la Junta de Andalucía no me deja llevar la documentación encima, pero les di mi número de documentación y no lo aceptaron. Por no llevar los papeles encima me dijeron que les tenía que acompañar a la comisaría para identificarme. Yo les dije que si me lo decían de buenas maneras, sí los acompañaría. Ellos me empujaron al coche y empezaron a pegarme duramente. La gente, viendo cómo nos pegaban, pensaría que éramos delincuentes, ya que después de pegarnos no podían controlarnos con los nervios que nos entraron y llamaron a más patrullas. Nos llevaron a comisaría y luego nos pegaron más todavía.

Escribo esto para que haya respeto a los emigrantes, que también somos personas, y que no somos todos delincuentes y que no nos traten como a tales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 19 de febrero de 2004.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50