Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El precio de las llamadas a móviles cayó un 9,5% y el número de abonados superó los 37,1 millones en 2003

El éxito de la telefonía móvil no parece tener fin. En 2003, las compañías lograron sumar 3,5 millones de nuevos clientes hasta superar los 37,1 millones, lo que supone una tasa de penetración del 88% de la población, siete puntos por encima de la media de la Unión Europea. De seguir a este ritmo, pronto habrá más clientes de telefonía móvil que habitantes (como ya ocurre en Luxemburgo) porque un gran porcentaje de ciudadanos será abonado a más de una compañía o dispondrá de varios números.

El aumento continuo de abonados no tiene una correlación directa con las tarifas que también bajan, pero a un menor ritmo. Los precios de las llamadas dirigidas a teléfonos móviles cayeron un 9,5% en 2003, en términos de ingresos medios por minuto facturado, según anunció ayer el ministro de Ciencia y Tecnología, Juan Costa.

La bajada de este tipo de llamadas, que llegan a ser hasta cinco veces más caras que las que se envían a un teléfono fijo, es menor a la que se produjo en 2002, cuando los precios cayeron un 11,8%, pero mayor que la de un año antes (-7,7%).

En cuanto a Internet, España alcanzó los 2,2 millones de líneas de banda ancha, con un 31% de los hogares con acceso a la Red, según datos del Ministerio. Por su parte, Telefónica superó a finales de diciembre los 1,65 millones de líneas ADSL instaladas, según los datos aportados por la compañía.

Por otra parte, el dispositivo especial puesto en marcha por las compañías tanto de telefonía móvil como de fija con motivo de fin de año tuvo efecto y apenas hubo problemas de congestión, como en años anteriores, informaron en fuentes de las operadoras.

Según los datos de Telefónica Móviles, en las horas de mayor tráfico, entre las 20.00 del 31 de diciembre y la 1.00 de enero, se realizaron 53 millones de llamadas, un 11% más que en el mismo periodo del año anterior, y 49 millones de mensajes cortos (SMS), un 14% más. Es decir, que creció más el número de mensajes que el de llamadas, pero éstas aún superan en número a los SMS.

Esa tendencia y el espaciamiento en las comunicaciones es corroborada con los datos de Vodafone, referidos al conjunto de los días 31 de diciembre y 1 de enero, que reflejan un aumento de las llamadas de un 40% respecto a esos dos días de hace un año. En cuanto, a la telefonía fija, Telefónica de España gestionó 9,5 millones de llamadas entre las 23.00 y la 01.00 horas del fin de año, un 5% más que el año pasado.

[Costa indicó ayer que su ministerio gestionó 3.719 millones de euros durante 2003 y espera alcanzar un grado de ejecución presupuestaria del 97,6%].

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 3 de enero de 2004