El PP rechaza hacer la auditoría de Ciegsa que pedía la oposición

El Grupo Popular de las Cortes Valencianas rechazó ayer en la Comisión de Economía, Presupuestos y Hacienda de la Cámara, donde estos días se debaten las enmiendas parciales al proyecto de Presupuestos de la Generalitat para el año 2004, una enmienda presentada por el Grupo Socialista que reclamaba la elaboración de una auditoría a la empresa pública Construcciones e Infraestructuras Educativas, SA (Ciegsa). El PP justificó su negativa en que esa empresa pública dispone de un auditor propio y, además, se somete a la fiscalización de la Intervención General de la Generalitat, así como al examen de la Sindicatura de Comptes, aparte de que la oposición tiene acceso a sus cuentas.

La enmienda de los socialistas, que reclamaba la "elaboración de una auditoría a Ciegsa analizando los retrasos en los plazos de ejecución y sobrecostes de obra", fue defendida por la portavoz de Educación del PSPV en las Cortes Valencianas, Ana Noguera, quien afirmó que una de las obligaciones de la Generalitat es desarrollar los mecanismos necesarios para "la evaluación y el control del sistema educativo", y en este sentido señaló que uno de los elementos que debe someterse a este examen es Ciegsa, puesto que se trata de una empresa pública. Noguera dijo que convendría hacer la auditoría cuanto antes y que ésta no debería suponer ningún problema, consideró que se tendría que hacer con periodicidad anual y justificó su necesidad ante los "problemas" por los que atraviesa la empresa y la "sospecha de que las cuentas puedan no estar claras".

La portavoz popular de Educación, Carmina Nácher afirmó que las dudas que puedan existir en torno a Ciegsa las ha generado el PSPV, y replicó a Noguera que el presupuesto anual de la empresa está a la vista y que siempre que se hace una licitación para la construcción de un nuevo centro, ésta es pública.

Credibilidad en entredicho

Noguera explicó después que si es cierto que Ciegsa se somete a auditorías, "nadie las ve" y añadió que, si bien la empresa informa de la licitación de las obras, nunca se puede saber cuándo se acaban y con qué sobrecostes se terminan. "La credibilidad de Ciegsa está en entredicho, añadió Noguera.

En materia de Cultura los socialista presentaron un paquete de enmiendas destinadas a "orientar los recursos a la actividad productiva y a iniciar la reducción progresiva de la trama compleja de las entidades autónomas", que, según explicó la portavoz, Isabel Escudero, "complican la gestión". La diputada socialista afirmó que aque el modelo de política cultural del Consell del PP, basado en fundaciones y consorcios hace "más complicada" la fiscalización de la gestión, y denunció la "tendencia" de los populares a "abandonar la inversión" en el tejido cultural valenciano y dirigirla a "proyectos faraónicos de dudosa rentabilidad".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS