Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Polémica por la urbanización del entorno de Sant Jeroni de Cotalba

La alcaldesa dice que un golf y 600 chalés son "todavía un boceto"

La propuesta del gobierno socialista en el Ayuntamiento de Alfauir (La Safor) de recalificar los terrenos agrícolas del entorno del monasterio de Sant Jeroni de Cotalba para construir un campo de golf y una urbanización de 600 chalés, ha producido una reacción en cadena de partidos políticos y asociaciones cívicas defensoras de la preservación del monumento. La alcaldesa afirma que "todavía es un boceto".

Las direcciones comarcales del Bloc y Esquerra Verda y la Plataforma Per Sant Jeroni no dudan en ver en la iniciativa urbanística aspiraciones "especulativas" y advierten del "impacto paisajístico" que el proyecto puede suponer en el convento, declarado Bien de Interés Cultural en 1994. La alcaldesa de Alfauir, la socialista Providencia Martínez, atribuye todas las críticas a especulaciones, ya que asegura que el proyecto "todavía es un boceto".

La propuesta, sin embargo, ya ha sido presentada a los propietarios de las tierras afectadas. A grandes trazos contemplaría la construcción de un campo de golf, en una superficie de 30 hectáreas entre la autovía (actualmente en construcción) y el río Vernissa. La zona residencial, con viviendas de baja densidad, se ubicará al otro lado de la autovía. La Plataforma per Sant Jeroni, organización cívica que aglutina a entidades culturales, asociaciones y partidos políticos en defensa del convento y su apertura al público, lamenta la utilización del edificio histórico por parte del Consistorio como "reclamo urbanístico". La asociación considera "inadmisible que un Ayuntamiento, pretendidamente progresista, base su crecimiento en la especulación urbanística".

Por su parte, el Bloc de la Safor salió esta semana al paso del proyecto. Su representante, Emili Selfa, hizo un llamamiento a la dirección comarcal del PSPV para que se pronuncie. Selfa no duda en afirmar que el plan urbanístico oculta un "claro proceso especulativo" y no entiende cómo los socialistas, que se ha manifestado defensores del monasterio de Sant Jeroni contra impactos como el que causa la planta de tratamientos de residuos de Ador, no se han opuesto a la propuesta impulsada por un gobierno de su partido. En las misma línea se ha pronunciado Esquerra Verda. La dirección del PSPV en la Safor ha rehusado hacer declaraciones al respecto hasta conocer en detalle el proyecto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 29 de noviembre de 2003