Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El GIF ve "poco razonable" la decisión de Cascos de hacer ya las galerías de evacuación del AVE

El organismo advierte de que se triplicará el plazo y el precio de los túneles de Guadarrama

El GIF (Gestor de Infraestructuras Ferroviarias) ve poco razonable la propuesta del ministro de Fomento, Francisco Álvarez-Cascos, de construir inmediatamente galerías de evacuación en los túneles del AVE por Guadarrama. El subgerente de este organismo que supervisa las obras en las cuatro bocas del túnel donde el pasado miércoles quedaron atrapados 34 operarios por un incendio asegura que la construcción de las galerías es incompatible con el trabajo de las tuneladoras. Habría que paralizarlas para poder utilizar explosivos, lo que supondría triplicar el plazo de construcción y el precio de las obras.

El ingeniero subgerente del GIF que supervisa las obras, José Ogayar, dice que "es absurdo acometer la construcción de las galerías mientras trabajan las tuneladoras. Sería poco razonable que el ministro ordene que se hagan todas las galerías".

"En mi opinión llegaríamos al absurdo. Los túneles costarían el doble o el triple de tiempo y de precio. Ahora bien, si el ministro dice que hay que hacer las galerías, habrá que hacerlas, aunque sea poco razonable", añade.

Un incendio en una de las locomotoras que traslada material cuando se encontraba a 500 metros de una de las bocas norte dejó atrapados a 34 operarios durante cinco horas a 3,5 kilómetros de la salida el miércoles pasado.

Los túneles de Guadarrama, dos túneles paralelos de 28,37 kilómetros, se adjudicaron por 1.128.833.191,38 euros en cuatro lotes a las grandes constructoras que se han comprometido con el Ministerio de Fomento a concluirlos en 2005. En caso de que las contratistas se vieran obligadas a seguir las instrucciones de Fomento, el coste se dispararía a los dos mil o tres mil millones de euros y no se finalizarían las obras en el plazo previsto en el contrato.

Para excavar los dos túneles se han construido expresamente cuatro tuneladoras de más de cien metros de longitud que atacan Guadarrama en paralelo por los dos extremos de la sierra, Balsaín en Segovia, por el noroeste, y Miraflores de la Sierra y Soto del Real desde el sureste en la Comunidad de Madrid. Estas máquinas trabajan ininterrumpidamente. Al tiempo que horadan la sierra van colocando las dovelas de hormigón en el cielo del túnel, con lo que se elimina el riesgo de desprendimientos, el enemigo histórico número uno de los tuneleros.

Saltar por los aires

Compatibilizar el funcionamiento de las tuneladoras con la apertura de las galerías de evacuación es "poco razonable y produciría grandes inseguridades", según Ogayar. "Tendríamos que parar un mes para hacer una galería. La gente tiene que comprender que parar una máquina como esta con las dovelas, las cintas transportadoras de escombros, las vías y todo lo que acarrea es carísimo e incompatible. En ningún túnel del mundo se hace. Se acometen después para garantizar la seguridad de los usuarios". El subgerente del GIF que supervisa las obras de los túneles añade que para abrir las galerías de evacuación transversales hay que meter explosivos y otras máquinas tuneladoras. Y para activar la dinamita hay que proteger de la deflagración las cintas transportadoras, los sistemas de ventilación y el resto de las instalaciones con el fin de evitar que salten por el aire. Ogayar añade: "Lo pienso y lo mantengo; algunas galerías habrá que hacer para el servicio de los trenes, cada 200 metros o más, para cuando haya una avería en el tren como la que ha ocurrido, pero es absurdo".

El incendio que provocó el aislamiento de los operarios durante cinco horas ya está sofocado, pero el humo permanece estancado en el interior. Todas las instalaciones del túnel en un espacio de entre 10 y 12 metros en torno a la locomotora incendiada están destruidas. Una vez que los bomberos autorizaron ayer a penetrar en el túnel se iba a proceder a reparar las instalaciones, tarea que podría concluir hoy. Con el fluido eléctrico recuperado se pondrá en marcha la ventilación y la extracción del humo, de manera que puedan reanudarse las obras con normalidad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 9 de agosto de 2003