Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPINIÓN DEL LECTOR

Jardines del Canal

Quisiera expresar mi rechazo contra lo que ocurrió y sigue ocurriendo en los jardines del Canal de Isabel II en Madrid. Desde que llegó a la gerencia don Arturo Canalda, el programa de control de población felina de los jardines del Canal se disolvió.

Anteriormente, los gatos vivían en los jardines en colonias controladas por protectoras de animales, que se encargaban de que los animales estuviesen sanos y tuviesen alimento, pero, desde el año pasado, el actual gerente rompió el pacto y se ha estado dedicando a exterminar sistemáticamente a todos los gatos mediante métodos muy poco humanitarios: golpes en la cabeza, comida envenenada...

Estos gatos no ensucian el agua, previenen de que otros seres como ratones, ratas y pájaros la infesten. No están enfermos, el último control veterinario así lo certifica. No hacen daño a nadie, simplemente están ahí porque dueños irresponsables los abandonaron e intentan sobrevivir.

Exijo que las colonias de gatos callejeros sean controladas mediante métodos humanitarios. Existen colonias de gatos callejeros controlados en Barcelona y en la Universidad Autónoma, y en todos los casos tienen gran éxito. Hay protectoras de animales que llevan mucho tiempo ofreciéndose a realizar este control.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 27 de mayo de 2003