Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ELECCIONES 25M | Municipios costeros

Rodríguez Menéndez sólo se presenta en La Línea

En el gabinete del alcalde de La Línea le llaman Querellator. El polémico abogado Emilio Rodríguez Menéndez libra a los 50 años en La Línea (Cádiz) su segunda aventura política. Ha presentado 31 querellas contra el alcalde Juan Carlos Juárez, elegido en 1999 en las listas del GIL y candidato en esta ocasión del Partido Popular. Rodríguez Menéndez destaca que "23 de estas denuncias han sido admitidas a trámite".

El abogado ya concurrió en 1995, sin éxito, a las elecciones municipales por la Agrupación Independiente de Las Rozas (Madrid). En abril de 2002, tras la inhabilitación de Jesús Gil, anunció la formación del Partido Socialista de la Justicia (PSJ) y su intención de presentar candidaturas en todos los municipios de la Costa del Sol, de Torremolinos a La Línea.

En esa ocasión dijo que sería candidato por Marbella, alabó la gestión de Gil y Gil y aseguró que su objetivo era continuar la labor desarrollada por el ex alcalde "para evitar que la ciudad caiga en manos de los partidos políticos tradicionales". Después consideró que "no era la persona más adecuada" para concurrir en una ciudad "con una conflictividad urbanística" que no dominaba. Tras anunciar sucesivamente como candidatos al cantante Juan Erasmo, Mochi, y a José Ramón Goñi Tirapu, ex gobernador civil de Guipúzcoa con el PSOE, el PSJ renunció finalmente a presentarse en Marbella.

Rodríguez Menéndez encabeza, pues, la única candidatura de su formación. Lo hace en un territorio difícil, en donde el GIL arrasó en 1999, con 17 de los 25 concejales. Estos ediles se pasaron al PP en septiembre de 2001 y 14 de ellos van ahora en la candidatura popular. Juárez, antiguo directivo de Gilmar, la inmobiliaria de Jesús Gil Marín, dice tener muy buenas perspectivas electorales. Esto no desanima al abogado, quien esgrime a "los 3.000 afiliados del PSJ" para mantener esperanzas. En la pugna judicial, un Juzgado de Marbella acaba de ordenar el secuestro de las publicaciones del PSJ tras una denuncia de Juárez por injurias y calumnias.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 19 de mayo de 2003