Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GUERRA EN IRAK

Internet en los países árabes: caro, escaso y censurado

Irak ocupa la cola en todas las clasificaciones de acceso a las nuevas tecnologías de la información, y está en cabeza de los sistemas de censura

En los países árabes es más fácil conectarse a Internet que tener un PC. Y conectarse a Internet es dificilísimo.

Por cada ordenador hay 1,21 usuarios de Internet, según el estudio de Madar Research realizado entre los países árabes en octubre del año pasado. La proporción continuará creciendo en favor de Internet en los próximos tres años, hasta llegar en el año 2005 a 1,63 conexiones a la Red por cada ordenador.

A finales del pasado año la penetración de Internet en los países del Golfo (Bahrein, Emiratos Árabes Unidos, Kuwait, Qatar, Arabia Saudí y Omán) era del 9,23% (22,6% en España) y la de PC, del 7,64%. En Europa hay un ordenador personal por cada usuario de Internet y en Estados Unidos más PC que internautas.

En Túnez, todos los institutos quedaron conectados a Internet el pasado año, y este año se conectarán las escuelas de enseñanza primaria. Los cibercafés han sido sustituidos por Centros Públicos de Internet. Hay ya 300 en las grandes ciudades. Para el resto del país, el Gobierno envía autobuses transformados en laboratorios de Internet. El Gobierno tunecino da ventajas económicas para que las familias compren ordenadores.

En Egipto, Jordania y los Emiratros Árabes Unidos, las autoridades han seguido políticas similares para extender el ordenador e Internet en las escuelas y en las capas más desfavorecidas de la sociedad, que son la mayoría.

En una sociedad donde los ciudadanos no tienen ordenador es donde más éxito tienen los cibercafés. En septiembre del año pasado, había 9.000 cibercafés en los países árabes.

De los 18 países árabes estudiados, Irak, con 50 cibercafés ocupa la cola de la clasificación, mientras que en el otro extremo se encuentra Argelia, con 3.000 cibercafés, aunque en números por población es Bahrein quien más tiene, con 13,2 cibercafés por cada 1.000 habitantes, según el trabajo de la Fundación Auna sobre Los Países Árabes y la Sociedad de la Información.

La penetración de Internet en el mundo árabe, aunque aún muy alejada de la mundial y europea, se ha duplicado en un año. Si en la actualidad son 8,2 millones los árabes conectados a Internet, para el año 2005 serán 25 millones y su penetración subirá al 8% de la población. Pese a tener el mundo árabe el 5% de la población mundial, sólo tiene el 1,3% de los internautas del mundo.

Irak, último

La mayor penetración de Internet se da en los Emiratos Árabes Unidos (EAU), con el 27,6%, seguidos de Bahrein (22%). En la cola se encuentran Irak (0,10%), Yemen y Sudán (0,21%). Y la media de la región es del 2,5%.

En el año 2005, según Madar Research Group, Irak tendrá 2,5% internautas; en ese año, los EAU alcanzarán el 38% y la media del mundo árabe será del 8%, cuando el porcentaje mundial será del 15,7%.

La implantación de Internet en el mundo árabe se ve entorpecida por tres factores: el analfabetismo, la demografía y la pobreza. El analbafetismo está entre el 20% y el 40% en la mayoría de los países.

Por otra parte, el 42% de la población saudí tiene menos de 14 años de edad, lo que, de momento, es un contratiempo para el acceso a Internet, aunque en el futuro puede ser un factor positivo si esta juventud tiene posibilidades tecnológicas. Además, la mitad de la población está excluida de Internet: el 96% de los internautas son hombres.

El tercer factor, la pobreza, parece que se mantendrá durante mucho tiempo, ya que aún allí un teléfono sigue siendo un lujo. Sin embargo, países como Bahrein o Arabia Saudí nada tienen que ver con Irak o Sudán, ambos castigados por decenios de guerras y hambrunas.

Bahrein, que tiene porcentualmente una población internauta similar a la española, ha apostado decididamente por el Gobierno en la Red. En un año, del 2001 al 2002, la transformación del Gobierno en la Red le ha llevado a colocarse en el 13º puesto mundial, según el estudio anual que realiza la Universidad Brown de Estados Unidos.

El Gobierno más implantado en la Red es Taiwán, con una puntuación de 72,5, seguido de Corea del Sur, Canadá, Estados Unidos, Chile y Australia. Bahrein y Qatar ocupan las 13º y 14º posiciónes, con 52 puntos. Bahrain el año anterior tenía solamente 26,2 puntos. En la misma tabla, España ocupa la posición 60ª.

Los 20 enemigos de Internet

Reporteros Sin Fronteras realizó un estudio en 1999 sobre los países que restringen a sus ciudadanos el acceso a la red. Un total de 20 países fueron declarados "enemigos reales de Internet", bajo el pretexto de proteger al público de "ideas subversivas" o defensa "de la unidad y seguridad nacional". Estos países son: Azarbaiján, Kazakastán, Kirghia, Tajikistán, Turmenistán, Uzbekistán, Bielorrusia, Burma, China, Cuba, Irán, Irak, Libia, Corea del Norte, Arabia Saudí, Sierra Leona, Sudán, Siria, Túnez y Vietnam.

De los 20 países, 14 son de mayoría musulmana. En Irán, la censura se centra en la sexualidad, religión y crítcas a la República Islámica o cualquier mención a Israel y Estados Unidos. En el caso de Irak, el ciudadano no tiene un directo acceso a la Red, como ocurre también en Siria, Sudán o Túnez.

En el caso de Arabia Saudí, hay medio centenar de empresas privadas autorizadas para dar servicios de acceso a Internet, pero todo el tráfico pasa a tarvés de los servidores del Centro de Ciencia y Tecnología, que filtra las páginas que ofrecen información contraria a los "valores islámicos".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 27 de marzo de 2003

Más información