Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Juguetes Hasbro estima un perjuicio de 15 millones por falsificaciones

La juguetera Hasbro Iberia, filial española del grupo estadounidense Hasbro, estima que las falsificaciones de sus productos vendidas en España causaron un perjuicio de 15 millones de euros a su cuenta de resultados de 2002. Las ventas netas de la filial española de la juguetera el año pasado, cuyo centro de distribución para la Península Ibérica se encuentra en Riba-roja, rondaron los 72 millones de euros, un 10,5% más que en 2001.

Hasbro es propietaria de marcas como Monopoly, Action Man, Trivial Pursuit, Tiger, Playskool, Bang on the Door, Mediterráneo, Parker o MB. Y al margen de los perjuicios directos por la competencia desleal de los vendedores de falsificaciones, gasta en torno a 250.000 euros anuales en pleitos para combatir las prácticas ilegales.

Pierre Laura, máximo responsable de la filial de Hasbro en España, destacó los resultados obtenidos en 2002 y avanzó un notable incremento del volumen de negocio durante los dos primeros meses de 2003, que cifró en un 30%.

El primer objetivo de la compañía para asentar su mercado en España es combatir la estacionalidad que caracteriza a los consumidores de juguetes, que concentran el 85% de las ventas en el periodo navideño.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 5 de marzo de 2003