Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La velocidad media de los autobuses de la EMT es la más baja desde 1985

La velocidad media de los autobuses de la Empresa Municipal de Transportes (EMT) volvió a descender en 2002 por sexto año consecutivo y alcanzó tan sólo los 14,01 kilómetros por hora. Este ritmo, similar al que consiguen los campeones de marcha atlética, es el más bajo desde 1985.

El concejal socialista Eugenio Morales critica que toda la inversión realizada por el Ayuntamiento para proteger los carriles-bus "no haya servido para nada". "El descenso en la velocidad media no significa que el servicio sea peor. Además, éste ha mejorado en los últimos meses gracias a los parquímetros", responden fuentes de la Concejalía de Policía Municipal.

En 1985, los autobuses de la EMT circularon a 15,30 kilómetros por hora, récord que, desde entonces, no se ha vuelto a mejorar. Los años siguientes, la marcha se mantuvo entre los 15 y los 14,5 kilómetros por hora. En 1996, los autobuses circularon a una media de 14,69 kilómetros por hora. Desde entonces la cifra no ha hecho otra cosa que descender hasta situarse en los 14,01 kilómetros en 2002, según datos de la memoria de la EMT del año pasado.

Juegos Olímpicos

Por hacer una comparación, el ganador de la medalla de oro en la prueba de marcha de 50 kilómetros en los Juegos Olímpicos de Sidney, el polaco Robert Korzeniowski, hizo el recorrido a 14,7 kilómetros por hora, más deprisa que la velocidad media que tuvieron los autobuses de la EMT en 2001.

Morales criticó a los responsables del tráfico de Madrid. "Tanto María Tardón, [concejal de Policía] como Sigfrido Herráez, [de Movilidad Urbana] han sido incapaces de mejorar la velocidad de los autobuses. Desde que gobierna el PP, la EMT ha alcanzado su velocidad más baja", denunció el edil.

Fuentes de la Concejalía de Policía Municipal contestaron que el informe también señala que, en los últimos meses de 2002, el cumplimiento de los horarios mejoró mucho. "Se ha debido, entre otros factores, a la implantación de los parquímetros [en noviembre pasado]. Esta mejora no se nota apenas en la media de velocidad, que tiene que tener en cuenta los 365 días al año y a todas las líneas", apuntaron estas fuentes.

"En 1996 los autobuses circulaban a 14, 69 kilómetros por hora y en 2002 a 14,01. Eso sólo significa que ahora tardan 36 segundos más en su recorrido", añadieron desde la concejalía.

Algunas de las líneas donde los viajeros tuvieron que tener más paciencia, según datos del concejal Morales, fueron la número 12 (paseo del marqués de Zafra-Cristo Rey), que en mayo del año pasado alcanzó tan sólo 11,07 kilómetros por hora, o la línea 21 (paseo del Pintor Rosales-barrio del Salvador), que marchó en el mismo mes a 11,27 kilómetros por hora. En cambio, una de las líneas que circuló a mayor velocidad fue la número 115, que cubre el trayecto desde la avenida de América al aeropuerto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 7 de febrero de 2003