Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Acebes sostiene que la delincuencia se está "desacelerando" aunque sube un 5%

El ministro del Interior, Ángel Acebes, aseguró ayer que la criminalidad en todo el territorio español aumentó durante el año pasado en un 4,95%, lo que, a su juicio, evidencia que la delincuencia "se está desacelerando" y que los planes del Ejecutivo para "barrer" a los delincuentes de las calles están comenzando a funcionar.

El ministro ofreció los datos oficiales sobre la evolución de la criminalidad una vez que se ha conocido por vías extraoficiales cómo le fue en 2002 la lucha contra el crimen al Cuerpo Nacional de Policía y la Guardia Civil (véase EL PAÍS de ayer y del 30 de enero).

Acebes explicó que los delitos aumentaron un 2,08% mientras las faltas subieron un 8%.

Esto da un porcentaje de aumento de las infracciones penales del 4,95%, prácticamente la mitad del 10,41% que creció en 2001. "Todos estos datos ponen de relieve que las medidas del Plan de Lucha contra la Delincuencia que se pusieron en marcha en septiembre están siendo eficaces" y que "la desaceleración de la delincuencia es un hecho", adujo el ministro.

Para refrendar estos asertos, subrayó que en el último trimestre de 2002 las infracciones penales bajaron un 6,21% y que en enero último se registró un bajón en los delitos del 2,54% con respecto al mismo mes de 2001. El mayor descenso se ha producido, según Interior, en los robos con violencia e intimidación en las personas. La tasa media de criminalidad (infracciones por cada 1.000 habitantes) se situó en el 49,58%, frente al 48,07% de 2001. Esa media fue superada ligeramente en Andalucía, mientras Extremadura y Castilla-La Mancha tuvieron las menores tasas de criminalidad.

Acebes precisó que las provincias que superaron la tasa de criminalidad media fueron Huelva, Palma de Mallorca, Tarragona, Alicante, Valencia y Madrid. Respecto a esta última dijo que habían bajado los homicidios, justo el día en que se contabilizaron cuatro muertes en tres robos en la capital de España. El PSOE replicó inmediatamente a estos datos por boca de Victorino Mayoral, quien subrayó que la criminalidad "no ha parado de subir, pero a menos velocidad".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 6 de febrero de 2003