Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La negativa de los bancos a financiar a Opening aboca a los centros de enseñanza de inglés al cierre

Los bancos abandonan a Opening por desconfianza en la gestión. Las entidades financieras, tras conocer a fondo el plan de reflotación de Opening, se han negado finalmente a conceder un crédito de seis millones de euros a la empresa de academias de idiomas, que dispone de 74 centros propios en toda España. Opening se ve así abocada al cierre y no podrá cumplir su promesa de abrir los centros el próximo día 23, tras permanecer cerrada un mes y medio.

La empresa manifestó que la negativa de las administraciones (principalmente de la Generalitat) a conceder una subvención a la empresa ha impedido la obtención del crédito bancario.

El director general de la empresa, Rafael Macías, se reunió ayer con los representantes sindicales para exponerles su intención de presentar un expediente de regulación de empleo (ERE) que afectará al conjunto de la plantilla, que en la actualidad es de unos 900 empleados. Macías entregó a los miembros del comité de empresa un documento en el que se compromete a tener listo el expediente, antes del próximo día 20. Si se cumple este plazo, los empleados de Opening, que llevan cuatro meses sin salario, podrían así empezar a cobrar el paro en poco tiempo.

Opening había recibido anticipadamente las matrículas de sus 45.000 alumnos, que se financiaban a base de créditos bancarios. Ahora, los alumnos esperan la mediación del Ministerio de Sanidad y Consumo y de los gobiernos autonómicos para renegociar con las entidades sus préstamos bancarios. La Generalitat de Cataluña -la comunidad en la que Opening tiene su sede y el mayor número de academias- tiene intención de pedir al Banco de España que clarifique la relación entre Opening y las entidades financieras.

A lo largo de los últimos meses, la red de academias ha recibido en concepto de matrículas unos 30 millones de euros. Pero pese a controlar esta masa de dinero, la dirección de Opening, acuciada por una situación de iliquidez, presentó en el pasado mes de julio suspensión de pagos, con deudas de 121,4 millones de euros.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 14 de septiembre de 2002