Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:VICENT J. MARTÍNEZ | Director del Observatorio Astronómico de la Universidad de Valencia

'La gravedad funciona como el capitalismo'

Pregunta. ¿La respuesta a las grandes preguntas está ahí fuera?

Respuesta. Está ahí fuera y aquí dentro. Las grandes preguntas son muy complejas y hay que mirar a todas partes para darles respuesta. En cualquier caso, mirar lejos es como mirar de forma anticipada porque la luz tarda un tiempo en viajar, y es el único modo de ver cosas que han pasado hace muchos años. Y eso tiene que ver con las grandes preguntas, como nuestro origen.

P. Si fuera posible actualizar el Universo como una pantalla de ordenador, ¿nos llevaríamos grandes sorpresas?

R. Muchas estrellas no estarían y otras habrían nacido. Estamos observando estrellas y galaxias que posiblemente ya no son como las vemos. El Universo es cambiante y tiene que ver con todo nuestro conocimiento evolutivo.

P. ¿Cuanto más sabemos sobre el Universo, menos sabemos?

R. Cuanto más sabemos, más nos preguntamos. Pero el saber es acumulativo, y cada vez sabemos más sobre el Universo y tenemos más capacidad para encontrar aspectos que antes no se nos habían ocurrido. Y sobre todo, porque empezamos a tener las herramientas tecnológicas que nos permiten hacernos preguntas más valientes.

P. ¿Hay una nueva visión del Universo?

R. Ahora existe un modelo que permite explicar simultáneamente todas las observaciones. ¿Es satisfactorio? No estoy muy contento porque se basa en que gran parte de la materia que observamos es oscura y no sabemos de qué está hecha. Y además, hay una cantidad de energía enorme en el Universo que es de tipo exótico. Pero si juntamos estos ingredientes, una energía exótica que actúa acelerando la expansión del Universo, la gravedad y esta materia oscura que ejerce su influencia gravitacional, sí que da un modelo bastante aceptado.

P. ¿Sabremos alguna vez de dónde surge el Universo?

R. Tenemos una teoría que explica su origen, pero no desde el principio. ¿Qué pasa desde el principio a una pequeñísima fracción de segundo? De ese período, muy corto pero absolutamente importante para entender todo el Universo, no sabemos nada.

P. ¿Qué es eso que el poeta Salvador Espriu llamó 'mala leche cósmica'?

R. El cosmos es a la vez muy tranquilo y muy exuberante. En las grandes extensiones es absolutamente aburrido. Si calculásemos en promedio cuál es la densidad del Universo, serían unos pocos átomos de hidrógeno por metro cúbico. Por tanto, está básicamente vacío. Pero al mismo tiempo, está lleno de sitios donde los fenómenos son extraordinariamente catastróficos. Vivimos entre extremos.

P. Se habla de estrellas caníbales. En realidad, ¿qué está ocurriendo ahí arriba?

R. La gravedad es una fuerza atractiva. Todo se forma a partir de condensaciones de materia por efecto gravitatorio. La gravedad funciona como el capitalismo: el que más tiene, más quiere tener, y el que menos tiene, al final se queda sin nada. Los lugares más densos crecen por el efecto de la gravedad: atraen la materia de los alrededores hasta formar galaxias y grandes concentraciones que dejan grandes espacios vacíos de materia.

P. ¿Vivimos en un Universo único?

R. Es una pregunta interesante desde el punto de vista teórico, pero absolutamente imposible de contrastar experimentalmente. No vale la pena pensar en ello.

P. ¿Qué le dice el instinto?

R. Que el Universo es único. Muy grande.

EN DOS TRAZOS

Vicent J. Martínez (Valencia, 1962) es consciente de que si se mira mucho lo que ocurre por arriba se corre el riesgo de olvidar lo que pasa aquí abajo. Pero tal y como está el mundo, incluso lo considera una ventaja. Es profesor de Astronomía y Astrofísica, autor de los libros 'Astronomia fonamental' y 'Statistic of the Galaxy Distribution', así como un notable divulgador e investigador de la estructura del universo a gran escala que lucha para que el cielo sea declarado un bien de interés cultural y las noches continúen siendo oscuras y nos muestren el firmamento.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 28 de julio de 2002

Más información